El nuevo Plan PIVE no tendrá ayudas para la compra de coches diésel

6 de junio de 2017

A finales de mayo de 2017 se aprobaron los Presupuestos Generales del Estado para el citado año. El Gobierno destinará una parte de ellos a las ayudas para comprar vehículos nuevos y el borrador de las mismas excluye, por primera vez, a los coches diésel. No son los únicos: algunos modelos de gasolina también están en el puto de mira.

La medida tomada por el Ministerio de Economía y Competitividad tiene una razón que, al mismo tiempo, es su principal objetivo: lograr que el parque automovilístico español respete más y mejor el medio ambiente. Al hilo de esto, han negado que se pretenda perjudicar a los coches diésel mientras que la Asociación Española de Fabricantes de Automóviles Turismos y Camiones (ANFAC) ha pedido que se mantengan este tipo de ayudas alegando que todos los vehículos nuevos cumplen la Normativa Euro 6.

66,6 millones de euros

Por el momento, la única cifra concreta que se conoce es el montante que el proyecto de Ley de Presupuestos del Estado destinará a la compra de coches nuevos: 66,6 millones de euros. Eso sí, todo apunta a que estas ayudas tendrán dos únicos destinatarios: vehículos de bajas emisiones y aquellos que se mueven con energías limpias o alternativas como la electricidad, el gas natural licuado (GLP) o el comprimido (GNC).


COMPARAR COCHES DE SEGUNDA MANO

Elena SanzRastreator.com