¿Qué tener en cuenta a la hora de comparar precios?

Vuelos, hoteles, seguros, tarifas móviles o incluso productos como la leche o las galletas. Hoy en día se puede comparar precios de todo, o casi todo. Los comparadores online, utilizados por miles y miles de usuarios todos los días, se han convertido en una herramienta de ahorro esencial al alcance de todos.

El uso intensivo que se hace de los comparadores es tal que en España 2 de cada 3 usuarios reconoce que estas herramientas han fomentado la cultura de ahorro y el 82,5% considera que realmente ayudan a ahorrar, tal y como refleja Rastreator.com en el I Estudio de Comparación y Ahorro. En cuanto al porcentaje de españoles que afirma usar los comparadores de precios online para ahorrar en sus gastos fijos ronda el 83%.

El uso de estos buscadores contribuye al ahorro, sí, pero antes de finalizar la compra hay que tener en cuenta diferentes factores que pueden hacer que el precio que realmente vamos a pagar por un producto o servicio nos acabe impidiendo ahorrar, que es una de las máximas que persiguen los buscadores de precios. En esta guía Rastreator.com ha seleccionado una serie de productos y servicios que se pueden comparar a través de estas webs y ha elaborado una lista de consejos que se deben tener en cuenta para lograr el mayor ahorro posible.

¿Qué productos y precios se pueden comparar?

Si te dijeran hace unos años que podías llegar a comparar en tan sólo unos minutos billetes de avión, seguros de Coche o Moto, o el precio de tu cesta de la compra lo más probable es que te costara creerlo.

Estos buscadores nos hacen la vida más fácil ya que de manera casi automática y en pocos minutos nos muestran los precios de multitud de productos y servicios. Sin embargo, a la hora de usar estos buscadores y acabar cerrando una compra no debes guiarte sólo por el precio. También debes tener en cuenta otras variables que pueden hacer que el precio final se incremente considerablemente y te acabes llevando una sorpresa desagradable.

Comparador de precios de viajes

Organizar un viaje es una tarea laboriosa que puede llegar a ocasionarte más de un quebradero de cabeza. Los billetes, el alojamiento o el coche de alquiler son algunos de los productos cuyos precios se pueden comparar. Pero antes de decantarse por uno de ellos hay que fijarse en algunos detalles y no dejarse deslumbrar sólo por el precio más bajo.

Vuelos

Usar comparadores de vuelos puede hacer que encuentres más de un chollo, pero no todos los vuelos son tan perfectos como parecían en un principio. Antes de comprar debes fijarte en otros aspectos como el horario de salida o llegada del vuelo, el aeropuerto de despegue o aterrizaje o el número de escalas, por ejemplo.

  • Horarios: Antes de lanzarte a por un billete de avión comprueba la hora de salida y de llegada de los vuelos. Aunque en un primer momento despegar a las 5 de la mañana no sea un inconveniente, debes pensar en cómo vas a llegar al aeropuerto a esa hora en la que la mayoría del transporte público no está funcionando. Además, es posible que el transporte nocturno, de haberlo, no sea una opción factible. En este punto ir en coche o en taxi serían de las pocas soluciones viables. Por eso, antes debes valorar si merece la pena asumir ese gasto y sumárselo al del billete o sería más económico viajar unas horas más tarde.
  • Aeropuerto: Se trata de otro punto que debe tenerse en cuenta y que está en una línea parecida al anterior. Muchas ciudades tienen más de un aeropuerto, por eso, antes de viajar a uno u otro, hay que fijarse en su localización y el medio de transporte que se deberá coger hasta el destino final. Si, por ejemplo, el vuelo más barato aterriza y despega en un aeropuerto que se encuentra muy alejado del centro de la ciudad y desplazarte hasta allí supone un coste elevado en tiempo o/y dinero, es probable que seleccionar otro aeropuerto te acabe saliendo mejor. De esta manera perderás menos tiempo en tus desplazamientos y gastarás menos dinero en ellos.
  • Escalas: Evitar las escalas en los viajes se traduce, sobre todo, en un ahorro de tiempo. Pero también en un ahorro de dinero, ya que si éstas son de varias horas, siempre se termina comprando algo de comer, o una revista o periódico para hacer más llevadera la espera. Todos los gastos suman.
  • Equipaje: El número de “bultos” que incluye un vuelo es otro de los principales factores que pueden hacer variar el precio final de un billete. Elegir el más barato si se desea facturar alguna maleta en ocasiones puede no ser la mejor opción. Antes de avanzar en la compra e ir añadiendo maletas asegúrate de que el resto de opciones ofrecidas por el comparador de precios no llevaban incluido este servicio. Puede darse el caso que una de éstas acabe siendo más económica que la que habías elegido en un primer momento.

Hoteles

Comparar precios de hoteles es otra de las opciones que ofrecen muchos buscadores. Pero al igual que ocurría con los vuelos, a la hora de reservar un hotel es necesario también valorar otros aspectos.

  • Localización: La localización es un factor muy importante a la hora de elegir un alojamiento y dependerá del tipo de viaje o de las preferencias de cada uno. Por ejemplo, estar alejado del centro turístico de una ciudad hará que aumente el gasto en transporte público o en taxi de aquellos que eligieron hacer turismo. Por el contrario, para aquellos cuyo motivo del viaje son los negocios tendrán que valorar el estar lo más próximos a la estación, el aeropuerto o al lugar de las reuniones para ahorrarse tiempo en sus desplazamientos, ya que este tipo de estancias suelen ser cortas y aprovechar el tiempo al máximo es una de las cosas más valoradas.
  • Cancelación gratuita: Reservar un hotel y disponer de un tiempo para realizar su cancelación sin coste alguno es una de las ventajas que se pueden encontrar en los comparadores de precios de hoteles. Si por alguna razón no puedes realizar el viaje no perderás el dinero de la reserva, ya que no se habrá producido, ni tendrás que asumir gastos de cancelación. Eso sí, siempre y cuando la realices dentro del periodo impuesto por el alojamiento o el comparador.
  • Servicios adicionales: Podrás comprobar que algunos alojamientos incluyen servicios como wifi gratuito, desayuno o algunas actividades de ocio. No todas las ofertas llevan incluidos en el precio final estos servicios por lo que tendrás que valorar si te compensa pagarlos aparte o reservar un hotel donde ya estén incorporados.
  • Check in/ check out: Una medida de ahorro podría ser elegir un hotel en el que la hora de entrada sea lo antes posible y la de salida lo más tarde. Así podrás aprovechar al máximo tu estancia ya que tendrás la opción de ocupar tu habitación cuanto antes y no tendrás que madrugar demasiado para abandonarla. Es más, hay algunos alojamientos que por entrar a partir de una hora determinada cobran un suplemento.
  • Valoraciones de otros clientes: También debes leer los comentarios que han realizado otros clientes de ese hotel. Un precio bajo no es sinónimo de un mal alojamiento ni uno alto de uno muy bueno. La mejor manera de cerciorarse de que no se está cometiendo un error es echar un vistazo a lo que otros usuarios que ya han estado en ese alojamiento opinan.

Alquiler de coches

Otro de los servicios en los que tampoco hay que escatimar tiempo a la hora de comparar precios es en el alquiler de coches. Es necesario prestar atención a ciertos factores que, pese a que en un principio pueden contribuir a un ahorro de dinero, luego pueden suponer un incremento del coste.

  • Seguro de Coche: Verifica si la tarifa seleccionada lo incluye y de ser así, de qué tipo de seguro se trata.
  • Recogida y entrega: Muchas compañías permiten recoger el vehículo y entregarlo en el mismo lugar o en puntos diferentes. También ofrecen la posibilidad de que sea en el aeropuerto o en la estación de tren o en el centro de la ciudad, aunque puede ser que los precios no sean los mismos. Comprueba qué te sale más económico y baraja la opción de combinarlo con el uso del transporte público o del taxi.
  • Kilometraje: Comprueba los kilómetros totales que te permite recorrer la compañía. Si vas a utilizarlo mucho es mejor que pagues un poco más por un coche de alquiler que no tenga límite o que éste sea muy elevado y así evitar pagar un sobrecoste adicional en el caso de sobrepasarlo.

Comparador de precios de supermercados

Comprobar en un vistazo rápido cuánto te cuestan algunos productos en los diferentes supermercados es posible gracias a los comparadores. Pero no te dejes cegar por el precio de uno de ellos, que al final lo que te ahorras por un lado te lo gastas por el otro.

  • Localización: De nada sirve ahorrarse 25 céntimos en un producto si luego te va a costar más la gasolina que utilices para ir al supermercado o el billete de autobús. Antes de ir a una tienda debes valorar si te compensa ir hasta esa o quedarte en la cercana a tu casa.
  • Tamaño del producto: Comprueba que las cantidades de los productos que estás comparando son las mismas.
  • Cesta total de la compra: No compares el precio de un solo producto. Calcula el coste total de todo tu carro de la compra. Puede suceder que te llame la atención el precio de un producto determinado y no te fijes en los del resto.
  • Tarjeta de fidelización: Muchos supermercados tienen tarjetas de fidelización que te ofrecen descuentos o te permiten acumular cierto porcentaje de cada compra para gastar después. Si eres cliente habitual de uno de ellos y tienes su tarjeta asegúrate de que no vas a salir ganando comprándolo allí, aunque el precio sea algo mayor.

Comparador de precios de Telefonía

Comparar precios de Telefonía no es una tarea amena pero, eso sí, utilizándolo puede lograr gastar menos todos los meses. Como cualquiera de los otros productos mencionados, comparar y contratar el producto con el precio más bajo no significa que sea a la larga el que nos resulte más económico.

Tanto al elegir tarifas móviles como ofertas de ASDL o fibra óptica es recomendable tener en cuenta otras variables y decidir en función de ellas. No el producto más barato es el que más se adapta a nuestro perfil de usuario y errar en la decisión puede hacer que la factura que tendremos que pagar a fin de mes sea más alta de lo que en un principio pensábamos.

Buscador de tarifas móviles

A la hora de decantarte por una u otra debes tener en cuenta ciertas características como:

  • Permanencia: En ocasiones es más recomendable contratar una tarifa algo más cara y tener la libertad de cambiarla por otra cuando no se quiera estar “atado” a una compañía más tiempo del deseado sólo por ahorrarnos unos céntimos. Esta característica es una de las ventajas de las tarifas de prepago.
  • Establecimiento de llamada: Suele rondar los 18 céntimos, aunque en función del operador o del contrato puede variar. Lo ideal es que la tarifa que contrates, si no es plana, no tenga establecimiento de llamada. De no ser así, haz un cálculo rápido sobre el número aproximando de llamadas que sueles realizar y multiplícalas por el coste de éste. Así podrás tener una ligera idea de si te compensa una u otra un poco más cara pero que carezca de este coste fijo.
  • Minutos: El precio del minuto o la cantidad gratuito de éstos que la compañía incluye en la tarifa son otros de los factores que te debe hacer valorar si decantarte por una tarifa u otra. Si hablas poco por teléfono es posible que no le des mucha importancia a este servicio pero si te pasas muchas horas colgado del teléfono es algo que no debes despreciar. Las tarifas planas son tu mejor aliado, por eso piensa si te compensa más tener llamadas ilimitadas y una cuota mensual más alta o una más económica pero tener que pagar por lo que hablas.
  • Llamadas internacionales: Si vas a realizar llamadas internacionales elige aquella tarifa que tenga los minutos más baratos o que incluya algunos gratis.
  • Datos: Lo más importante no es si la tarifa incluye 150 MB o 2 GB. A lo que le debes prestar especial atención es a qué ocurre si sobrepasas el límite que tienes contratado. Comprueba que la tarifa que hayas seleccionado disminuya la velocidad en lugar de cobrarte los megas adicionales una vez sobrepasado el límite. De no ser así, el sobrecoste que pagarás a final de mes puede ser elevado.
  • Paquetes convergentes: Si vas a contratar móvil, fijo e internet en casa no lo hagas por separado. Busca productos convergentes que aúnen en una única oferta todos los servicios.

Comparador de precios de seguros

Coche, Moto, Hogar, Salud o Mascotas son sólo alguno de los seguros que se pueden contratar utilizando un comparador. Eso sí, no hay que escoger automáticamente el primero y mucho menos el más barato, ya que aunque una de las misiones de los buscadores es conseguir que ahorres en la contratación de la póliza no siempre la más barata es la que estás buscando.

El elemento que debes tener en cuenta, independiente del tipo de seguro que estés buscando, son las coberturas que están incluidas en la póliza. Dependiendo de tu perfil o de tu aversión al riesgo te convendrá un seguro u otro.

Por ejemplo, el mejor seguro para tu cocheA nuevo no será el que más le convenga a otro con una antigüedad superior a los 10 años, ni el mejor seguro de Hogar para una primera vivienda tiene que ser el mismo que el de un apartamento en la playa en el que no haya ningún objeto de valor.

Usar comparadores de precios y no equivocarse en la elección

Comparadores como Rastreator.com permiten a los usuarios ahorrar tiempo y dinero en la contratación de muchos productos y servicios. Desde un billete de avión hasta un seguro de Viaje o un préstamo personal, cada vez son más las cosas que se pueden comparar. Pero no hay que basar la decisión únicamente en el precio. Es conveniente estudiar el resto de variables para tomar la decisión más adecuada. A veces es mejor gastar un poco más en el momento que mucho más en un futuro no muy lejano.

Desde Rastreator.com te recomendamos que cuando vayas a realizar la compra de un producto o un servicio siempre compares. Precios, coberturas, prestaciones, condiciones… todo es comparable. Invertir tiempo en estudiar un poco el mercado compensa casi siempre. La principal diferencia es que comparando de manera online dispones de mucha más información y más organizada para tomar una decisión. En cualquier caso, el que decide eres tú.


COMPARAR SEGUROS DE COCHE

María TorralboRastreator.com


Seguro que te interesa...

Más información sobre Rastreator