Cambiar los neumáticos del coche ¿nuevos o de segunda mano?

  • La situación económica ha sido una de las causas que ha provocado el aumento de ventas de neumáticos usados en España.
  • Los coches con neumáticos de segunda mano tienen una importante presencia en los siniestros.
  • En España, el uso de neumáticos de segunda mano es legal siempre y cuando la profundidad del dibujo no sea inferior a 1, 6 milímetros.

Los neumáticos son uno de los elementos más importantes del vehículo y de los que están más relacionados con la seguridad. Se trata del único contacto que existe entre el coche y la carretera, por lo que es de vital importancia que estén en perfectas condiciones. El estado de las ruedas puede hacer que varíe sustancialmente la adhesión del vehículo al asfalto.

Además, al igual que los frenos, el motor o la correa de distribución, los neumáticos son una parte del coche que hay que revisar y sustituir cada cierto tiempo, inspeccionarlos como mínimo 1 vez al año y sustituirlos cuando la profundidad del dibujo sea inferior de 1,6 milímetros o tengan una antigüedad de 10 años.

Por eso, cuando llega el momento de sustituir las ruedas viejas por otras se abren 2 posibilidades: ¿ruedas 100% nuevas o de segunda mano?

Los neumáticos de segunda mano, al alza

La crisis económica que atraviesa España es uno de los principales motivos por los que ha aumentado la compra de neumáticos usados. De hecho, según un estudio realizado por la Comisión de Fabricantes de Neumáticos, organismo integrado por las principales marcas de neumáticos, a mediados de 2013 circulaban por las carreteras españolas más de 1 millón de ruedas de segunda mano. Es más, a finales de 2012 la DGT avisó del enorme crecimiento que había experimentado el mercado de los neumáticos de segunda mano y del crecimiento de la oferta y demanda de éstos en internet en un 500%.

Junto con la crisis, la diferencia de precio entre los neumáticos nuevos y los de segunda mano es otro de los motivos que llevan a muchos usuarios a decantarse por estos últimos a la hora de cambiar las ruedas de sus vehículos.

Presencia de neumáticos de segunda mano en los siniestros

Pese a la gran importancia que tienen los neumáticos en la seguridad vial no se les presta suficiente atención, en especial a la hora de llevar a cabo su mantenimiento. Que estén en buen estado es esencial, por eso, es recomendable, no sólo revisarlos sino además, sustituirlos cada cierto tiempo. Una buena idea es revisar mensualmente la profundidad y el estado de la banda de rodadura, la presión, los daños en los flancos y cualquier signo de desgaste irregular.

Un estudio reciente presentado por Seguros Pelayo y la Fundación Española para la seguridad Vial, FESVIAL, demostró que el 30% de los vehículos siniestrados llevaban ruedas en mal estado. Además, un 14,3% del total de coches que circulan por las carreteras españolas lo hacían con neumáticos en malas condiciones, es decir, no aptos para la circulación. Así concluía el I Informe sobre el Estado de los Neumáticos de la Asociación de Peritos de Seguros y Comisarios de Averías (APCAS). Por otro lado, la DGT apuntó hace unos meses que 3 de cada 4 accidentes con víctimas ocurridos en las carreteras españolas durante los últimos años se produjeron por utilizar neumáticos de segunda mano en mal estado.

Los neumáticos de segunda mano, a debate

El 27 de julio de 2013 el Consorcio del Caucho organizó un acto en el que puso sobre la mesa la influencia de los neumáticos de segunda mano en la seguridad vial. “Hay que ser conscientes que unos neumáticos en buen estado nos pueden salvar la vida”, afirmó en dicho evento José Luis Rodríguez, portavoz del Consorcio del Caucho, tal y como recogió Grupo C de Comunicación Interprofesional.

Por su parte, Javier Villalba Carrasquilla, portavoz de la DGT, sentenció que “llevar en nuestro coche un neumático de segunda mano es como ir con un coche bomba por la carretera”.

En la misma línea, la Federación Española de Empresarios Profesionales de Automoción, CONEPA, puso en marcha hace unos meses una campaña en la que destacó la importancia de llevar neumáticos en buen estado y advirtió del peligro de circular con ruedas usadas. El motivo principal es la existencia de daños y defectos que no son apreciables a primera vista. Otra de las causas es la más que evidente reducción de su vida útil.

¿Venta ilegal?

En cuanto al punto de venta, María Luisa nieto, de CONEPA, afirmó en ese mismo acto que “la mayoría de los sitios donde se venden este tipo de neumáticos no son legales, y el primero que debe estar concienciado de la gravedad de esta tendencia es el consumidor o cliente”. Aunque Carlos Arnaiz, del Instituto Nacional de Consumo, no quiso dejar toda la responsabilidad sobre el cliente y aseguró que “el primer responsable es aquél que pone en circulación el producto”.

Pese a esto, en España los neumáticos de segunda mano son totalmente legales, siempre y cuando la profundidad de su dibujo no sea inferior a 1, 6 milímetros, el mínimo establecido en la ley.

Neumáticos importados

Desde 2009 España ha dejado de ser un país exportador de neumáticos usados y se ha convertido en un país importador siendo Alemania y Francia los principales países a los que se les compran éstos.

De hecho, el segundo estudio realizado por Asociación Europea de Fabricantes de Neumáticos, la ETRMA, aseguró que un 10% de los neumáticos analizados, todos importados, no cumplían con la legislación europea, REACH de la UE, tal y como se hizo eco la Comisión de Fabricantes de Neumáticos.

Peligros

Los peligros a los que se enfrenta un conductor cuando toma la decisión de sustituir sus neumáticos usados por otros que también lo son, son abundantes. Entre los riesgos principales, Aurgi destaca los siguientes:

  • Adaptación: cada coche, a la hora de desgastar las ruedas, lo hace de manera diferente.
  • Desconocimiento: no se sabe el pasado de los neumáticos. Si proceden de un coche siniestrado, los terrenos por los que han circulado o de que países proceden y si éstos cumplen con la legislación.
  • Daños ocultos: pueden tener desperfectos, que no se aprecian a simple vista, y pueden acabar provocando el reventón del neumático.
  • Antigüedad: con el paso de los años y el uso los neumáticos van perdiendo adhesión a la carretera.

Desventajas

Aunque en un primer momento la opción de comprar neumáticos de segunda mano pueda parecer la más económica al largo plazo no será tan rentable. Y es que entre las principales desventajas que tiene adquirir neumáticos usados se encuentran:

  • Pueden estar caducados. En la composición de los neumáticos existe un índice de humedad que va disminuyendo con el paso del tiempo y entre sus funciones se encuentra la de dotarlo con flexibilidad. No se recomienda adquirir ruedas con más de 2 años desde su fabricación ya que un mal almacenaje, los cambios de temperaturas o el apilamiento de unos encima de otros dan lugar a su deterioro.
  • El dibujo del neumático puede estar rozando el mínimo legal. La ley establece que los neumáticos con un dibujo por debajo de los 1,6 mm no son aptos para su circulación. Aun así, aquellos con 3 mm de profundidad han perdido aproximadamente el 50% de capacidad de drenaje que es el valor de desgaste preconizado para su sustitución.

Comparar neumáticos

Comprar neumáticos, como cualquier otro objeto de cierto valor, no es algo que se deba hacer a la ligera. Además, las ruedas son uno de los elementos más importantes del vehículo por lo que a la hora de sustituirlas hay que mirar que éstas cumplen varios requisitos. Aun así, no deja de ser un bien que se puede y debe comparar. En Rastreator.com es posible y además te garantizas un ahorro de tiempo y dinero buscando los neumáticos adecuados de manera sencilla y rápida.


COMPARAR NEUMATICOS

María TorralboRastreator.com


Seguro que te interesa...

Más información sobre Neumáticos