Consejos prácticos en caso de accidente de tráfico

Lo primero que debemos hacer para emprender un viaje es revisar nuestro vehículo, es decir, comprobar que todo está en orden, tanto neumáticos, como demás componentes del coche. Realizar el viaje relajados y sin prisas, habiendo dormido el tiempo suficiente para prestar la debida atención a la conducción, evitando todo aquello que pudiera ser motivo de distracción y, por supuesto, respetar las normas de tráfico.

Si a pesar de haber adoptado todas las medidas pertinentes sufriésemos un accidente de tráfico, deberemos seguir indicaciones como: dar las luces de emergencia de nuestro vehículo, establecer la debida señalización en el lugar del accidente, y comunicar inmediatamente el mismo a la Guardia Civil de Tráfico, llamando bien al 062 o bien al teléfono de emergencias 112, así como requerir la oportuna asistencia sanitaria si hubiese algún herido.

En este último caso, es importante no intentar mover a la persona accidentada, mantenerla con calor y esperar la asistencia de los servicios sanitarios solicitados. Ellos le prestaran la ayuda adecuada a su estado de salud. Siempre será facilitada la asistencia médica y sanitaria que se precise, y con posterioridad las compañías de seguros abonarán los costes de los servicios prestados conforme a los acuerdos firmados entre aseguradoras y centros de asistencia sanitaria.

Solicite que en el parte de asistencia médica se haga constar los daños y lesiones sufridos con motivo del accidente, es una prueba eficaz para reclamar a la compañía de seguros su compensación. Así lo indican las mejores compañías de seguros que se encuentran en Rastreator, el portal web diseñado para ahorrar en tu seguro de coche.

Si sólo se hubiesen producido daños materiales en los vehículos se debe proceder a rellenar el parte de accidente, en el cual se detallan las circunstancias del mismo, pudiendo estar de acuerdo todos los conductores implicados o por el contrario estar en desacuerdo total o parcialmente sobre la forma de producirse el mismo. Todos ellos deberán remitir en el plazo de 7 días el parte en cuestión a su compañía aseguradora las cuales procederán a examinar los daños y demás elementos pertinentes mediante el informe de peritos expertos en la materia, con objeto de establecer la valoración oportuna.

Los agentes de tráfico elaborarán un documento de “atestado” que constituirá una prueba fundamental acerca de la responsabilidad del accidente para proceder a reclamar los daños sufridos a la compañía de seguros correspondiente. Si hubiese testigos es conveniente que faciliten su testimonio a los agentes de la autoridad, puede ayudar a esclarecer los hechos ocurridos que conviene que sepan las aseguradoras.


COMPARAR SEGUROS DE COCHE

Rastreator Rastreator.com


Seguro que te interesa...