El sistema eCall, obligatorio a partir de 2018

  • El sistema eCall puede llegar a evitar hasta el 10% de los fallecidos en accidentes de tráfico, según la UE
  • Este dispositivo emitirá una llamada automática a los servicios de emergencias en caso de que se produzca un accidente grave
  • Informará sobre la localización exacta del siniestro, así como del número de ocupantes del vehículo

Las nuevas tecnologías, más allá de facilitarnos la vida, buscan protegerla. La seguridad vial es uno de los ámbitos que más ha evolucionado gracias a estos cambios. De hecho, muchos dispositivos que hasta hace unos años se incorporaban de manera extra al vehículo, hoy son obligatorios y forman parte de los elementos de serie. Ejemplos de ello son el cinturón de seguridad y el airbag.

Pues bien, según estableció una Directiva aprobada por la Unión Europea en 2015, a partir del 31 de marzo de 2018 el sistema eCall, o llamada automática de emergencia, también será obligatorio en todos los turismos y furgonetas europeas. Y es que este organismo estima que la tecnología eCall pueda llegar a evitar un 10% de las muertes actuales por accidentes de tráfico.

El eCall será obligatorio en turismos y furgonetas europeos a partir de 2018

¿Cómo funciona el sistema eCall?

Diversos estudios afirman que el 75% de las muertes de tráfico se concentra en los primeros 60 minutos tras producirse un accidente. Es la llamada “hora de oro”, crucial para las víctimas y durante la que podrían evitarse un gran número de muertes si los accidentados recibieran asistencia sanitaria de manera inmediata. Es ahí precisamente donde actúa el eCall, también conocido como sistema de llamada automática de emergencia.

El eCall funciona mediante unos sensores instalados en el vehículo o en el casco del motorista. En caso de producirse un accidente éstos detectan si ha sido de gravedad suficiente como para avisar a las autoridades competentes. De ser así, se emitirá automáticamente una llamada de auxilio a los servicios de emergencias. En España, este servicio contactará directamente con el Centro de Gestión de Tráfico de la DGT en Madrid y éste será el que trasfiera los datos al 112.

El eCall informará de datos como la localización exacta del accidente, el número de ocupantes, o el tipo de vehículo

En la llamada se proporcionarán datos importantes como la situación exacta del vehículo accidentado, el número de ocupantes, el tipo de vehículo y el combustible utilizado. Con esa información, los servicios de emergencias activarán el protocolo que consideren necesario y se pondrán en marcha atendiendo a las características concretas de cada accidente.

Su objetivo principal es reducir al máximo el tiempo de respuesta por parte de los servicios médicos, bomberos o policía, y proporcionarles información de utilidad para que puedan asistir de manera rápida y precisa a las víctimas. Según se estima, esta tecnología podría evitar la muerte de cientos de personas en Europa, así como reducir la gravedad de las lesiones en los accidentados.

Además de contar con el servicio automático de llamada, el eCall ofrecerá la posibilidad de efectuar una llamada voluntaria, presionando únicamente un botón y los servicios de emergencias obtendrán toda la información relevante.

El eCall en datos

Avisar de manera inmediata tras haberse producido un accidente y conocer su localización exacta puede reducir el tiempo de respuesta de los servicios de emergencia en un 50% en zonas rurales y en un 40% en urbanas, según datos de Bosch proveedor de tecnología de automoción. Una reducción de la que se espera obtener cifras positivas. Así, según datos de la Comisión Europea, se espera que esta llamada automática de emergencia salve al año a 2.500 personas así como que pueda reducir la gravedad de las secuelas de los heridos en un 15% de los casos.

Se espera que el eCall salve a 2.500 personas al año y que reduzca la gravedad de las lesiones en un 15% de los casos

Cambios necesarios para su implantación

El eCall lleva años implantado en otros países como Suecia, Finlandia, Reino Unido u Holanda. En España este sistema se ha probado en motos y se ofrece como equipamiento extra en algunos vehículos nuevos. No obstante, para que se implante este sistema serán necesarios muchos cambios que involucran a diversos actores. Así por ejemplo, los fabricantes de vehículos deberán incorporar este dispositivo, o la red de telecomunicaciones, que deberá adecuarse para permitir redirigir las llamadas de los vehículos de manera prioritaria y gratuita. Además, también deberá instalarse este sistema en los vehículos que ya estén en circulación, y establecer un procedimiento para la comprobación del eCall en la Inspección Técnica de Vehículos (ITV).

Un paso más hacia el vehículo conectado

La información de la que se dispondrá gracias al eCall supondrá un paso más hacia el vehículo conectado. Este sistema que consiste en la coordinación entre todo el parque de vehículos y las infraestructuras, es uno de los retos futuros de la movilidad y la antesala de la conducción autónoma, que permitirá reducir la siniestralidad a niveles mínimos.

Aunque para que esto suceda el panorama tecnológico debe evolucionar en gran medida, hoy en día ya existen numerosos avances que se incorporan en los vehículos y que ayudan a reducir las cifras de siniestralidad. Así, dispositivos como el frenado de emergencia autónomo, el detector de fatiga, o el avisador de cambio de carril ayudan a reducir el número de accidentes que se producen.

Además de la seguridad que implica un vehículo equipado con sistemas de estas características, esto puede tener su reflejo en el precio del seguro. En Rastreator.com puedes comparar distintos seguros para tu coche o tu moto y obtener el mejor precio en tan solo unos minutos.

Septiembre de 2016


COMPARAR SEGUROS DE COCHE

Cynthia RosellRastreator.com


Seguro que te interesa...