¿Cómo deben ser los asientos de coches para niños?

Cuando nos montamos en un coche, ya sea conduciendo o de copiloto lo primero que pensamos o que deberíamos de pensar es abrocharnos el cinturón de seguridad. No lo tenemos que hacer por la multa o los puntos, si no porque si tenemos un accidente es el elemento que nos puede salvar la vida. ¿Y los niños? los más pequeños de la casa también hay que protegerlos y a ellos de una forma especial, por lo que hay que estar bien informados para no cometer errores.

Aquellos niños que pesen menos de 40 kg. tienen la obligación de ir sentados en asientos especiales adaptados para ellos en los coches.

Su posición hasta que los niños tengan un año o pesen menos de 9 kg. tienen que situarse en los asientos traseros mirando hacia atrás para equilibrar el peso, más tarde se les dará la vuelta y mirarán hacia adelante. No está permitido bajo ningún concepto sentar a los niños en los asientos delanteros hasta que no tengan la edad de 13 años.

La silla debe de estar situada en la mitad de los asientos traseros del vehículo, ya que en el caso de rotura de cristales, éstos afectarán en menor grado al bebé.

Las ventanas deben estar completamente cerradas, para que nadie pueda arrojar nada y provocar un accidente.

Debemos de utilizar un pararasol para que el sol no proyecte directamente en los asientos traseros e hidratar a los niños con bastante frecuencia.

Recomendamos realizar paradas cada dos horas para que descansen tanto los padres como los niños.

Nunca hay que dejar a un niño sólo en el automóvil ni aunque sea sólo por un minuto.

Estas son algunas normas que tenemos que cumplir para que los más pequeños estén a salvo, y por supuesto no te olvides asegurar el coche con nosotros


COMPARAR SEGUROS DE COCHE

Rastreator Rastreator.com


Seguro que te interesa...