Construir casas como se fabrican coches

Ahora que el sector de la construcción se encuentra en un punto de inflexión, es interesante preguntarse por el futuro del sector inmobiliario. Y lo cierto es que ciertas opiniones no te dejarán indiferente. Comienzan a escucharse voces que apuestan por imponer ciertos mecanismos de industrialización en la arquitectura. Es decir, las casas se pueden construir con patrones de calidad similares a los de las líneas de montaje de automóviles. La eficiencia del proceso se relaciona con el tiempo, el costo de la energía (todos ellos menores) que cuando se construyen las casas a pie de obra. Además, construir sobre el terreno implica muchas veces hacerlo sin medios para comprobar la calidad de la construcción y estar pendientes de la coordinación de operarios y las condiciones climatológicas.

Con todo y con esto, la propuesta es realmente ambiciosa y atractiva para el usuario: una vivienda con proyecto personalizado, con un plazo de ejecución no superior a cuatro meses y un presupuesto cerrado que abarata hasta en un 30% la inversión de una construcción que seguiría los cánones tradicionales. Por todo ello, quizá estemos hablando del futuro del sector inmobiliario.

La primera avanzadilla de esta nueva generación de viviendas prefabricadas ya está en la calle. Después de dos años de trabajo, la empresa Unique Houses ha desarrollado un sistema de construcción industrializada, híbrido entre la edificación tradicional y las tecnologías empleadas en Alemania, Finlandia o Bélgica, donde se incorporan los procesos industriales desde la etapa del proyecto hasta la finalización de la construcción. Lo curioso es que los materiales que se emplean son los mismos que en la construcción tradicional, pero hechos en fábrica. Se realizan paneles con revestimientos de hormigón visto. Después se trasladan al lugar de montaje y allí se ensamblan y se conectan las instalaciones.

El cliente elige un modelo, se adapta el existente o se diseña de forma personalizada. Existen varios básicos, desde 115 metros. Un estudio de arquitectura especializado en estas casas de diseño le pondrá como ejemplo una vivienda tipo de cuatro dormitorios y tres baños, con calefacción por suelo radiante, aire acondicionado y hormigón visto en la fachada, de 250 m construidos y un coste de 230.000 euros, muy por debajo del precio de mercado de una vivienda de estas mismas características construida a la vieja usanza.

Con independencia del tipo de vivienda en donde uno resida, en casa siempre debemos sentirnos seguros. Resulta conveniente tener suscrito un seguro de hogar que ofrezca la cobertura adecuada frente a cualquier incidencia que pudiera producirse. En Rastreator tienes disponibles las pólizas de las principales aseguradoras del país.


COMPARAR SEGUROS DE HOGAR

Rastreator Rastreator.com


Seguro que te interesa...

Más información sobre Seguros de hogar