El CBS y el ABS en las motocicletas evitaría el 20% de los accidentes graves

21 de mayo de 2014

“Los sistemas simples de frenado presentes en algunas motocicletas son un peligroso anacronismo”. Así de contundente se muestra el Real Club Automovilístico de España, RACC, en el estudio Sistemas de frenado en motocicletas ligeras, en el que la principal conclusión es que, con las características actuales del tráfico y estando disponibles tecnologías como el ABS y el CBS, los sistemas simples han quedado obsoletos.

Para la realización del informe, que se ha elaborado en el marco del proyecto de la Feria Internacional del Automóvil, FIA, Seguridad en Motocicletas ligeras, se han realizado ensayos de frenada con 5 motocicletas ligeras. Todo ello con el objetivo de ofrecer a legisladores y moteros recomendaciones sobre los sistemas de frenada convencionales y su combinación con sistemas antibloqueo como el ABS.

Sistemas de frenado simples en motocicletas

El RACC recomienda incorporar a las motocicletas de menos de 125 cc sistemas de asistencia como el ABS, para conseguir mejorar la seguridad vial bloqueando la rueda, y el CBS para garantizar el aprovechamiento de la fuerza de frenada de las 2 ruedas del vehículo. Así, con el sistema de freno combinado se obtiene “una regulación relativamente buena de la presión de frenado gracias a que se actúa simultáneamente en ambos frenos”, mientras que el ABS permite no sólo un mejor rendimiento en la frenada, sino la “deceleración máxima posible”.

Según refleja el estudio, utilizando sólo sistemas de frenado convencionales la deceleración que se produce sobre cualquier tipo de superficie ronda los 6,8 m/s2, mientras que si la moto dispone de ABS aumenta a 8 m/s2 y si se combina también con el CBS el rendimiento de la deceleración es de 9,31 m/s2.

ABS y CBS para reducir accidentes

El RACC recuerda que el descenso de la accidentalidad en motos y ciclomotores continúa siendo inferior que el registrado entre los turismo. Por eso, hace hincapié en que combinar ABS y CBS en estos vehículos “garantiza un aprovechamiento óptimo del coeficiente de fricción entre neumáticos y suelo, independientemente de las costumbres individuales del piloto en caso de frenadas de emergencia y en seco”. De este modo, los sistemas combinados de frenado ayudan a evitar el 20% de los accidentes graves y reducir sus consecuencias.


COMPARAR SEGUROS DE MOTO

Rastreator Rastreator.com