Preparación al parto ¿Listos para el nacimiento del bebé?

Diciembre 2013

  • Los cursos de preparación al parto no son obligatorios pero sí recomendables ya que están destinados a preparar a la mujer para el nacimiento.
  • Una de las actividades que ayudan a la mujer a ganar elasticidad y controlar la respiración es el yoga.

Tras 9 meses de embarazo, llenos de cuidados, de revisiones y de pruebas médicas llega el momento de conocer por fin la carita de tu bebé. Pero antes de dar a luz queda una última etapa, y muy importante, la preparación al parto.

¿Cómo afrontar las últimas semanas de embarazo?

La última etapa del embarazo no es muy distinta al resto, aunque llegado este momento hay que extremar los cuidados e ir preparando el cuerpo para el día en que se dará a luz. En estos últimos días no hay que olvidar:

  • Llevar a cabo una alimentación equilibrada y variada: evita las comidas muy grasas y no comas demasiado. Vigila tu peso, no ganes más de los kilos necesarios.
  • Hidratación: bebe mucha agua para facilitar la eliminación de residuos de tu organismo.
  • Ten preparada y a mano la bolsa del hospital. Además, es importante que tengas localizada y organizada toda la ropa y cosas de tu bebe.
  • Duerme una media de 8 horas al día, descansa cada cierto tiempo y mantén siempre una buena postura. Procura no sobrecargar la columna vertebral y mantenerla siempre recta.
  • Practica deporte de manera moderada, como por ejemplo dar paseos o acudir a clases de yoga.
  • Yoga durante el embarazo

    El Yoga es una actividad muy recomendable, especialmente a partir de la semana 12 ya que su práctica potencia la respiración y la relajación, habilidades esenciales el día del parto. Aunque esta actividad no tiene porque ser perjudicial para la embarazada, antes de iniciarse en ella es conveniente consultar con un médico especialista, en este caso con el ginecólogo.

    Entre los beneficios que reporta practicar yoga se encuentra la mejora de la flexibilidad y el estado de forma de la mujer junto con la disminución de los dolores y la hinchazón de las piernas. Además, ayuda a mejorar y controlar la respiración, de gran ayuda en el momento del parto.

    Asanas, base del yoga

    Asanas es el nombre que reciben las posturas que se realizan en el yoga, sobre todo aquellas destinadas a las mujeres embarazadas. Con estos movimientos se ejercitan las partes del cuerpo que tendrán un papel protagonista el día del alumbramiento, como la pelvis y la zona baja de la espalda.

    Clases de preparación al parto

    Las clases de preparación al parto no son obligatorias ni forman parte de las pruebas médicas que debe realizarse la mujer a lo largo de los 9 meses de embarazo, pero sí son recomendables. Hay muchas mujeres que deciden no acudir a estos cursos, bien porque ya son madres y los han realizado anteriormente, bien porque su hijo nacerá por cesárea o bien porque no las encuentran del todo importantes.

    ¿Qué se aprende?

    El objetivo de estos cursos es preparar a las futuras mamás para afrontar de la mejor manera posible el esfuerzo físico al que se van a enfrentar en el momento del parto. Además, los profesionales encargados de impartir estos cursos se encargarán de resolver todas las dudas que tengan las embarazadas acerca del momento del parto o del postparto. Cómo hay que respirar durante las contracciones o cómo se debe empujar en el momento de “expulsar’ al bebé junto con una serie de “técnicas’ enfocadas a aliviar el dolor.

    Por otro lado, están dirigidos a cambiar los malos hábitos de éstas por otros más saludables y ayudarles a disminuir el miedo que puedan tener ante la pronta llegada del nacimiento del bebé.

    ¿Cuándo empezar y donde se imparten?

    Lo habitual es comenzarlos en torno a la semana 28 de gestación, en el séptimo mes, y se puede acudir tanto en centros públicos como privados. La Seguridad Social ofrece de manera gratuita estos cursos en los ambulatorios y corren a cuenta de una matrona. Además, las que lo deseen pueden acudir a un centro privado y preguntar por ellos. La gran mayoría los imparten y de hecho, en muchas ocasiones están cubiertos por el seguro de Salud.

    Es bueno que a estas clases acuda también el padre. Cada día son más los hombres que están presentes en el parto por lo que les será de utilidad aprender técnicas de respiración y de relajación para colaborar en todo lo posible en ese momento.

    Clases de puericultura

    Mucha gente no se lo plantea hasta que llega el momento pero lo cierto es que hay miles de cosas que aprender. Especialmente los padres primerizos agradecen unas pautas para saber cómo actuar cuando llegue el momento.

    Por eso, es aconsejable durante los últimos meses de embarazo realizar algún curso de puericultura, dónde las futuras mamás aprenderán todo lo relativo a los cuidados y atenciones que precisa un bebe recién nacido.

    ¿Qué aprender en estas clases?

    Son muchas las cosas que se necesitan aprender antes de ser padres. Aunque parezcan obviedades no todo el mundo sabe cómo enfrentarse al llanto de un niño recién nacido, ni como cogerlo a la hora de bañarlo o como curar una erupción. Para enseñarles lo más importante o las situaciones más comunes que se van a encontrar existen estos mini cursos formados por 3 o 4 clases en las que aprender cosas tales como:

    • El nacimiento y ahora ¿qué?
    • Cambios funcionales que experimenta el bebé.
    • El llanto y el sueño ¿cómo administrarlos?
    • Documentación importante del recién nacido: informe de inscripción en el Registro, pruebas metabólicas, cartilla de vacunación…
    • Cuidados del niño: higiene, baño, cuidados del cordón umbilical, qué hacer frente a un cólico del lactante, fiebre.
    • Alimentación: lactancia materna o artificial, alimentación complementaria, accidentes en la infancia.

    Dar a luz, el último paso para conocer a tu bebé

    El momento del parto es el final del camino del periodo de gestación. Tras 9 meses de pruebas médicas, cuidados, y aprendizaje a contrarreloj llega el ansiado momento de conocer por fin la cara de tu bebé. En esos momentos ya tienes decidido si vas a confiar en la salud pública o en una clínica privada. A partir de ahí empieza una nueva etapa de cuidados y visitas al médico. Si te has decidido por la sanidad privada, en www.rastreator.com podrás encontrar un gran número de seguros de Salud tanto para ti como para el pequeño. Entra en el comparador y encuentra el que más se adapte a vosotros.

    Cuidado con las carencias

    Una cosa muy importante que debes tener en cuenta antes de contratar un seguro de Salud son los periodos de carencia, el tiempo mínimo que tiene que transcurrir desde que se suscribe la póliza hasta que se puede empezar a hacer uso de sus coberturas.

    En el caso del embarazo y el parto el periodo de carencia de un seguro de Salud no puede superar los 8 meses, es decir, que si tienes pensado quedarte embarazada en un futuro y te planteas contratar un seguro de salud privado deberás planteártelo con suficiente antelación si quieres recurrir a sus servicios desde el primer momento.


COMPARAR SEGUROS DE SALUD

María TorralboRastreator.com


Seguro que te interesa...

Más información sobre Seguros de Salud