Los españoles podrán acudir a cualquier país de la UE para recibir asistencia sanitaria

10 de febrero de 2014

Los ciudadanos de la Unión Europea podrán acudir a un Estado miembro distinto al suyo para recibir asistencia sanitaria, adelantando el pago de los servicios y solicitando posteriormente el reembolso en su país. Esta es la conclusión del Real Decreto que aprobó el pasado viernes el Consejo de Ministros y que incorpora al ordenamiento jurídico español la Directiva 2011/24/UE, sobre la aplicación de los derechos de los pacientes en la asistencia sanitaria transfronteriza.

Se trata de una norma sanitaria comunitaria que supondrá la adaptación de todos los Sistemas de Salud de los Estados Miembros y que permitirá que los pacientes puedan solicitar asistencia sanitaria en uno distinto de donde están afiliados. El objetivo de la Directiva es “garantizar la movilidad del paciente y para ello hace posible la libertad de elección de éste y se opone a cualquier tipo de discriminación por razón de nacionalidad”, indica el texto. Y todo ello en línea con la consideración de que la asistencia sanitaria es un servicio que siempre debe mantener “la garantía de un alto nivel de protección de la salud humana”.

Asistencia sanitaria en el extranjero

Hasta ahora los reglamentos regulaban la asistencia sanitaria de los europeos en el caso de estancias temporales o permanentes con la Tarjeta Sanitaria Europea. Esta nueva normativa está destinada a los desplazamientos a otro estado con el propósito expreso de recibir asistencia sanitaria.

Reembolso de los gastos sanitarios

En España los organismos competentes para realizar el reembolso de los gastos sanitarios serán las Comunidades Autónomas, INGESA y las Mutualidades de funcionarios, dependiendo del caso. Asimismo, se reembolsará el coste de las prestaciones que formen parte de la Cartera Común de Servicios del Sistema Nacional de Salud o de la Comunidad Autónoma. Sin embargo, quedan excluidos los cuidados de larga duración, los trasplantes de órganos y las vacunaciones. En cuanto a la cuantía del reembolso, será según las tarifas oficiales de cada servicio como si el tratamiento se hubiera hecho en territorio nacional.

Autorización previa

Es necesario pedir autorización previa a la administración competente en los casos en los que la atención en el extranjero suponga una hospitalización, al menos, de una noche, y cuando ésta exija tecnología o equipos especializados de alto coste.


COMPARAR SEGUROS DE SALUD

Rastreator Rastreator.com