Cuida tu salud en verano, evita golpes de calor e insolaciones

El golpe de calor, la insolación y la deshidratación son algunos de los problemas de salud más frecuentes del verano que causan buena parte de las visitas a urgencias.

El golpe de calor es consecuencia de la acción del calor sobre el organismo, mientras que la insolación está relacionada con el tiempo de exposición solar, especialmente en la cabeza.

La sintomatología es común en ambos casos: congestión facial, cefalea, especialemente en la región frontal, nauseas y vómitos, fatiga y calambres musculares, sed intensa y sudoración. También puede producirse alteración de la conciencia y convulsiones en estados avanzados.

Qué hacer para evitarlo

  • Trasladar al paciente a un lugar de sombra, fresco y ventilado.
  • Colocarlo en posición semisentada, con el cuello extendido para facilitar la entrada de aire.
  • Mojar la cabeza y aplicar compresas de agua fría en la frente y nuca.
  • Hidratarlo dándole de beber pequeños sorbos de agua fresca.
  • Acudir a un médico

Rastreator te insta a tener un especial cuidado con tu salud en verano pues no hay mejor seguro de vida que la prevención.


COMPARAR SEGUROS DE VIDA

Rastreator Rastreator.com


Seguro que te interesa...

Más información sobre Seguros de Vida