Cuidados del cordón umbilical del recién nacido

Hay algo que inquieta a todos los padres primerizos y es el cuidado del cordón umbilical. Mientras están en el útero, los bebés reciben alimentos y oxígeno a través de la placenta por medio del cordón umbilical. Pero cuando nacen, éste se sujeta con una pinza y se corta, quedando lo que se denomina “muñón umbilical”, que tardará de 10 a 20 días en secarse por completo y caerse, dejando en el abdomen del bebé una pequeña herida que puede tardar unos días más en cicatrizarse completamente.

Antiguamente, cuando se caía el cordón umbilical se vendaba al bebé o incluso se le ponía una moneda con el fin de que el ombligo “se le quedara para adentro”. Esta práctica no es aconsejable hoy en día, ya que podría causar molestias gástricas al bebé e incluso una infección.

Lo más importante, hasta que el cordón se caiga, es mantenerlo limpio y seco. Lo mejor es mantenerlo al aire, sin que lo comprima el pañal. Dejando el pañal por debajo, además, evitaremos que entre en contacto con la orina. Algunos de los pañales que existen en el mercado son especiales para recién nacidos y ya vienen recortados para dejar libre la parte del ombligo del bebé, lo que resulta muy útil. Si un día, al cambiar el pañal, descubrimos que está colgando de un hilo, no intentaremos desprendérselo, sino que esperaremos a que se caiga solo.

En cuanto a la conveniencia de limpiar con alcohol la zona todos los días, cada vez hay más pediatras que consideran que es innecesario y que, además, es una fórmula que retrasa la caída del cordón.

Los bebés nos conectan a la vida y nos hacen tomar conciencia de la importancia de mantener segura a la familia. Si busca un buen seguro de vida, que además no le suponga un gran desembolso de dinero, puede optar por el comparador de seguros de vida de Rastreator.com y obtener en pocos minutos aquello que está buscando.

Redacción Rastreator.com

COMPARAR SEGURO DE VIDA AHORA