Seguros de vida, aumenta su demanda en personas menores de 50 años

Hoy en día se está teniendo muy en cuenta tener seguros de vida a una edad muy temprana.

Muchos de nosotros suponemos que el seguro de vida y todo lo que tenga que ver con enfermedades críticas eso es para más adelante, pero hay que destacar que 48% de reclamaciones de seguros de vida se hicieron para personas menores de 50 años. El 44% en reclamaciones con enfermedades críticas también se hicieron por personas menores de 40 años.

Muchas personas piensan que las enfermedades graves no van con ellos, que no le pueden ocurrir, especialmente cuando son jóvenes, están en forma y son saludables.

La enfermedad mas frecuentes es el cáncer, y la persona más joven que lo demandó tenía 28 años.

Aunque parezca frio pensar en el final de la vida cuando estás en pleno florecimiento, cuando te acecha una enfermedad grave o la muerte de un ser querido es muy difícil llevarlo bien.

Hay que pensar en todo el peso económico que dejamos a los seres queridos, ya que éste proceso no es nada barato.

¿Cuánto cubre?

Decidir cuánto cubre es depende de las coberturas que tu pongas en tu seguro de vida. La forma más sencilla para calcular la cantidad de protección que necesitas se divide en:

  • Cubrir tu hipoteca: este es el problema más grave. Tu proveedor de hipotecas ha podido animarte a contratar un seguro de vida cuando fuiste a contratar el préstamo: si lo hiciste ahora es el momento para comprobar que estás suficientemente cubierto.
  • Otras deudas pendientes de pago: te puedes permitir cualquier préstamo o deuda siempre que estés cubierto por algún tipo de seguro.
  • Educación de los niños: si tienes niños, querrás que ellos puedan seguir en sus colegios (si estos son de pago) y que serán capaz de acudir a la universidad.
  • Pérdida de ingresos: en ausencia de que no tengas ingresos, hay que preguntarse lo que podemos dejar atrás y dejar tu nivel de vida en el cual te sientes cómodo. Esto es siempre una pregunta difícil, ya que ninguno de nosotros sabemos lo que nos deparará el futuro, pero tendríamos que hacer una sobre estimación en éste aspecto.
  • Gastos de guarderías: hay que pensar en el impacto que supondría para nuestros hijos la pérdida de alguno de sus padres, por eso pensamos que ésta podría ser una alternativa.
  • Protegidos de las enfermedades graves: si fueras a caer en una enfermedad grave y no puedes trabajar, tendrías que encontrar alguna manera de cubrir no sólo los gastos de subsistencia, sino también todos los gastos médicos que puedas necesitar. Ya tanto si te pones bien o no, tu familia podría quedar en una situación económica complicada.

Ya sabemos que pensar en estas cosas es complicado, pero si algo ocurriera es mejor tener preparado un seguro de vida, compara en tan sólo 3 minutos en Rastreator.com entre más de 30 aseguradoras.

Redacción Rastreator.com

COMPARAR SEGURO DE VIDA AHORA