Billetes de avión RTW y otras formas de dar la vuelta al mundo

De Madrid a Nueva York. Y luego a Los Ángeles, Tokio, Moscú…. Dar la vuelta al mundo es el sueño de muchos. Sin embargo, esto no siempre está al alcance de todos ya que, para hacerlo es necesario contar, al menos, con tiempo y dinero suficientes. Como es lógico, la duración de este viaje dependerá de los continentes o los países que se quieran visitar pero, para hacerlo con calma, mucha gente opta por que el viaje dure más o menos un año. Respecto al dinero, conviene contar con algunos ahorros, ya que no se trata de un viaje barato. El alojamiento, los vuelos o traslados entre países conllevan un gran gasto. Sin embargo, si conoces las opciones adecuadas, es posible hacer que tu viaje no se salga del presupuesto.

Dar la vuelta al mundo con un billete RTW

En pleno siglo XXI las posibilidades de viajar alrededor del mundo son inmensas. Hacerlo en avión es la manera más rápida y práctica. Si quieres hacerlo de esta forma debes saber que existen unos billetes especialmente creados para esto. Son los llamados RTW, por sus siglas en inglés Round The World, que significa “alrededor del mundo”.

Un billete RTW suele ser más barato que comprar los billetes de avión por separado

El billete RTW es una especie de bono de billetes de avión que engloba varios destinos en distintos continentes. Se trata de alianzas aéreas entre distintas aerolíneas que realizan los recorridos por diversos países. Existen varias compañías que ofertan este tipo de billetes. El precio depende de varios factores como la ruta o la clase en la que decidas viajar. Su ventaja es que, generalmente, su precio es bastante más reducido que lo que supondría comprar los billetes por separado. Por el contrario, algunas personas pueden ver como un inconveniente que debas ceñirte a una ruta y establecer una duración más o menos exacta del viaje.

Ruta

Una vez que has decidido hacer un viaje de estas características, lo primero en lo que debes pensar es en la ruta que quieres seguir. Las compañías que ofertan estos billetes suelen darte la posibilidad de elegir entre diferentes paquetes de viaje que se elaboran según las millas que quieras recorrer, o bien, según los continentes que vayas a visitar.

¿Qué continentes quieres visitar?

Planificar tu viaje eligiendo los continentes que quieres visitar te permite conocer los destinos que más te interesan sin tener que gastar de más en los vuelos. Generalmente, puedes elegir desde un mínimo de 3 zonas geográficas hasta un máximo de 6. Como es lógico, el precio final del billete aumentará cuantas más zonas elijas visitar. Esta opción cuenta con un número máximo de segmentos (vuelos directos) que se pueden realizar dentro del paquete, así como de viajes que se pueden hacer dentro de un mismo continente. El máximo de vuelos directos suelen rondar los 16. Cada escala que hagas se cuenta como un segmento y si elijes hacer el viaje con otro medio de transporte que no sea el avión, también se contará como otro.

El mínimo de continentes que se pueden visitar con un billete RTW suelen ser 3

Una vez que hayas elegido las ciudades que quieres visitar, puedes seleccionar las fechas y los horarios en los que quieres salir hasta tu siguiente destino. Además, también puedes ver si los destinos a los que deseas dirigirte cuentan con vuelo directo desde la ciudad en la que te encuentras, o si por el contrario, tienes que hacer escala.

Regiones continentales

Al planificar el viaje por continentes, conviene saber que las compañías no suelen estructurarlos estrictamente por los países que se encuentran dentro de cada continente, sino que más bien los distribuyen por zonas geográficas.

Así por ejemplo, una clasificación puede ser que incluya a Europa, Oriente Medio y a algunos países de África como Marruecos, Túnez o Egipto, dentro de una misma región. O también que consideren América del Norte y América del Sur como regiones continentales distintas.

¿Cuántas millas quieres recorrer?

Si los destinos a los que quieres ir están en distintos puntos del globo, quizás la mejor opción para ti sea comprar un billete por millas. Esta opción funciona eligiendo, en vez de las regiones geográficas, el número de millas que quieres recorrer. En este caso, existen diferentes opciones que se establecen por niveles. El número de millas puede variar dependiendo de la compañía con la que se contrate, pero suelen rondar entre las 25.000 y las 40.000. Como es obvio, a más distancia recorrida, mayor será el precio del billete. En este caso, se pueden establecer especificaciones como por ejemplo, el número de escalas mínimas o máximas a realizar, pero es cada compañía la que lo especifica en sus condiciones.

La opción del billete por millas te permite elegir recorridos de entre 25.000 a 40.000 millas

¿En turista o business?

Con este billete también es posible elegir la clase en la que quieres viajar: turista, primera clase o business. La opción que elijas dependerá de tu presupuesto, ya que esto es algo que encarece el precio final del billete. Sin embargo, puede que en algunos trayectos o modalidades de vuelo no puedas elegir la clase en la que quieres viajar, bien porque la compañía no disponga de esa opción o porque tu billete no te permita hacer ese tipo de cambios.

Duración del viaje

La duración del viaje para dar la vuelta al mundo depende del tiempo del que disponga cada persona. La mayoría de bonos RTW suelen establecer un mínimo de 10 días desde la salida del país de origen al regreso. Sin embargo, si dispones de más tiempo puedes planificar tu viaje de la manera que quieras. Desde 2, 3 o 6 meses hasta un máximo, que normalmente suele ser de un año.

Los billetes RTW te permiten planificar tu viaje durante el tiempo que quieras hasta un máximo, que suele ser de un año

Cambios de ruta

Por muy planificado que esté, en un viaje largo alrededor del mundo, pueden surgir imprevistos. Puede que te apetezca conocer un destino que no te habías planteado hasta el momento o quedarte durante más tiempo en una ciudad. Ante esto, muchas compañías te permiten hacer cambios en tu billete, ya sea cambiar las fechas, cancelar un destino o modificarlo.

Pero además, si al planificar tu viaje no estás muy seguro del tiempo que quieres permanecer en cada lugar, hay compañías que te permiten dejar estas fechas abiertas y elegirlas más adelante (a excepción de la del primer viaje internacional). Contar con esta opción te permite no estar atado a un calendario y poder planificar tu viaje sobre la marcha.

Sin embargo, hay que tener cuidado, porque muchos de estos cambios, generalmente suelen llevar algún tipo de cargo o comisión, que puede incrementar el precio final del billete.

Cambiar la fecha del billete o el destino del viaje puede implicar algún tipo de cargo o comisión

Restricciones

Aunque con los billetes RTW puedes planificar el viaje a tu medida, hay una serie de restricciones que debes tener en cuenta. Algunas de las más comunes suelen ser que el itinerario que elijas debe ir sólo en una dirección del mundo (de este a oeste, o viceversa), por lo que podrás cruzar el océano Atlántico y el Índico sólo una vez. Además, puede suceder que las compañías te impongan como requisito que sólo puedas entrar y salir de la región continental una vez. Es decir, que si estás, por ejemplo, visitando Estados Unidos, no podrás volar hasta un país de América del Sur y luego volver a Estados Unidos, o a otro país de América del Norte. Además, los billetes RTW también pueden contar con un número de segmentos máximos que se pueden realizar dentro de un mismo continente, que suelen rondar entre los 4 y los 6.

Este tipo de bonos suele contar con un número de vuelos máximos a poder realizar

En cuanto al tiempo con el que debes planificarlo y adquirir el billete, normalmente el mínimo suele ser de una semana antes de que tu viaje empiece. El trayecto puede completarse hasta en 12 meses a contar desde de la salida del primer vuelo y con un mínimo que suele ser de 10 días transcurridos entre el primer y el último destino internacional.

A tener en cuenta antes de viajar

Si te vas a tomar unos meses para dar la vuelta al mundo no sólo debes planificar la ruta y el alojamiento de los destinos a los que te vas a dirigir, sino que debes tener en cuenta muchas más cosas.

Para entrar a algunos países puede que necesites hacer algunos trámites y contar con visados especiales. Para evitar imprevistos es recomendable que te informes con suficiente antelación de los países en los que lo vas a necesitar y tramites toda la documentación cuanto antes. Además, si vas a conducir en el extranjero, ten en cuenta que fuera del Espacio Económico Europeo no podrás hacerlo con tu permiso de conducir y necesitarás documentos especiales como la Carta Verde.

Si vas a conducir en el extranjero prepara los documentos necesarios, ya que fuera de Europa no podrás hacerlo con tu permiso español

Por otro lado, debes informarte de la situación sanitaria en la que se encuentran los países a los que vas a viajar y, si es necesario, ponerte todas las vacunas que sean necesarias antes de salir de tu país de origen.

El seguro de Viaje te cubre los gastos médicos que necesites en tu viaje alrededor del mundo

Además, debes tener en cuenta que hacer frente a una emergencia médica en el extranjero puede salirte muy caro. Dentro de algunos países europeos es suficiente con tener la tarjeta sanitaria europea, pero fuera de ellos no tendrás ningún tipo de protección. Para estos casos es recomendable contratar un seguro de Viaje que pueda cubrirte, al menos, los gastos de hospitalización o el tratamiento médico, en caso de necesitarlo.

Otras formas de viajar alrededor del mundo

Pero recorrer el mundo por el aire no es la única opción que tienes. Si prefieres dar la vuelta al mundo por mar, también puedes hacerlo a bordo de un crucero. Estos paquetes suelen tener una duración de alrededor de 100 días, aunque si sólo quieres hacer un recorrido también puedes elegir los que más te interesen  y acortar así la duración del viaje. Su precio es bastante más elevado que el de los vuelos, sin embargo, hay que tener en cuenta que estos viajes suelen llevar todo incluido: alojamiento, dietas, etc.

Existen paquetes de cruceros que dan la vuelta al mundo en unos 100 días

Pero si estas opciones no te convencen y eres de los que prefiere planificar la ruta con calma, ir de un sitio a otro y decidir in situ el siguiente destino, puedes encontrar las opciones más baratas en Rastreator.com. Su comparador de viajes no sólo te muestra las mejores ofertas de avión y cruceros, sino también los alojamientos más económicos.

Enero de 2016
COMPARAR VUELOS, HOTELES Y VIAJES

Cynthia RosellRastreator.com


Seguro que te interesa...