El 61% de los jóvenes sería pobre si se emancipara porque no tiene ahorros

18 de noviembre de 2013

Más de 6 de cada 10 jóvenes catalanes de entre 20 y 34 años que aún viven con sus padres serían pobres si se emanciparan. Si además tuvieran que destinar el 30% de su sueldo a pagar los gastos de su nueva vivienda la cifra alcanzaría el 73,2%. Los datos varían si deciden irse a vivir en pareja en lugar de solos, la tasa de pobreza en este caso sería del 53,9%. Pero si ésta no tiene trabajo aumenta al 79,1%, y al 92,4% si además destinan un tercio de los ingresos a los gastos de la vivienda.

Ésta es la principal conclusión de la Encuesta a la Juventud de Catalunya 2012 (EJC12), elaborada por la Generalitat. De ella también se puede extraer que el 36,6% de los jóvenes catalanes vive con sus padres. 3 de cada 10 aporta entre un cuarto y la mitad de los ingresos del hogar y más de la mitad aportan un 10,2%. Una situación que no permite a los jóvenes ahorrar.

El fin del estereotipo

Cerca de 2 de cada 10 hogares en los que viven jóvenes no emancipados están por debajo del umbral de la pobreza, y si sus ingresos no se destinaran también a ese domicilio la cifra aumentaría al 35,1%. El 22,6% de los menores de 34 años hacen transferencias monetarias directas a sus padres, lo que refleja la cooperación intergeneracional entre los hijos y sus progenitores.

Sólo 1 de cada 100 jóvenes ni estudia ni trabaja, mientras que el 98,4% tiene una actitud positiva respecto a los estudios y el empleo. Concretamente, 6 de cada 10 trabaja o busca empleo de forma activa, mientras un 33,5% estudia y el resto se dedica al ámbito doméstico.


COMPARAR HIPOTECAS, DEPÓSITOS Y PRÉSTAMOS

¿Te ha resultado interesante?

¡Gracias por darnos tu opinión!

Rastreator Rastreator.com