Cómo conseguir Internet más barato

Encuentra las mejores tarifas de telefonía e Internet

Encuentra las mejores tarifas de <b><noscript><img src=
  • Actualmente se pueden encontrar en el mercado tarifas con hasta un 1 GB de velocidad, pero para un usuario medio con 50 Mbps es más que suficiente
  • Unir en la misma factura fijo, fibra y móvil te ayudará a ahorrar cada mes

conseguir-internet-barato-rastreator-com

El acceso a Internet es, desde 2011, un derecho humano reconocido por la ONU. Sin embargo, no parece que tal condición esté sirviendo para que los ciudadanos puedan acceder a una conexión gratuita o, al menos, barata. De hecho, España es el tercer país del mundo con mejor conexión a Internet, pero también el que cuenta con el acceso a Internet más caro de Europa. No obstante, existen muchas maneras de conseguir una conexión a Internet más barata. Algunas de las claves son intentar contratar sólo lo que necesitas, encontrar la oferta que más se adapta a ti y, sobre todo, comparar entre lo que ofrece cada empresa. En esta guía te enseñamos cómo hacer que gastes menos en tu factura de Internet siguiendo unas sencillas pautas.

Busca la conexión adecuada

No todas las conexiones a Internet son iguales. Las hay adaptadas a distintas necesidades de estabilidad y velocidad, accesibles de manera fija o móvil, individuales y colectivas. Antes de que contrates una tienes que tener claro cuál es la que mejor se adecúa a tus necesidades. Una vez que lo sepas, será más fácil que compares entre todas las opciones y que evites pagar por algo que no necesitas.

No te obsesiones con la velocidad

La velocidad de la conexión a Internet es uno de los valores que más esgrimen los operadores para vender sus productos. Es un factor importante, pero menos de lo que puede parecer en un principio. Y es que, la velocidad efectiva a la que se carga una página o se descarga un archivo no sólo depende del tipo de conexión que se haya contratado.

A veces la clave para mejorar una conexión lenta está en el ordenador, o en el router Wifi, y no tanto en si se ha contratado una fibra óptica de 30 o de 50 megas. Para un usuario medio de Internet, que no haga un uso intensivo de servicios de vídeo en streaming o multitud de descargas, una conexión típica de 50 megas simétricos es más que suficiente.

La fibra óptica ha vencido al ADSL

Si hace algunos años la mayoría de las conexiones que había en los hogares eran de ADSL, con la llegada de la fibra óptica y su instalación en las grandes ciudades del país, los usuarios se han ido cambiando este otro tipo de conexión más rápida, más moderna y sobre todo más estable que el ADSL.

Tal es el crecimiento de la fibra, que actualmente se pueden encontrar en el mercado tarifas con hasta un 1 GB de velocidad. Si bien es cierto, que tal y como hemos señalaado, no es necesaria tal conexión para un usuario medio, la posibilidad contar con tal rapidez puede ser muy útil para profesionales de Internet, empresas con muchos trabajadores conectados a la misma red, así como para cualquier uso de este tipo.

Así que, visto lo visto, como es poco probable que necesites la conexión más rápida del mercado, una de las maneras más efectivas de conseguir un Internet más barato es buscar una conexión más lenta y contratarla.

situacion-4g-rastreator

La alternativa del móvil

Probablemente tu teléfono móvil tiene conexión a Internet. A pesar de que lo usas para cosas diferentes a las que haces con la conexión doméstica, lo cierto es que probablemente estés pagando por dos accesos a la red: uno fijo e ilimitado en casa y otro móvil y con restricciones en el teléfono.

Renunciar a la conexión en móvil a día de hoy se puede hacer muy cuesta arriba, por mucho que cueste dinero. Sin embargo, abandonar la conexión doméstica puede que no sea ninguna insensatez, todo depende del uso que le estés dando. Y es que, las conexiones a Internet móvil ya pueden ofrecer muchas de las prestaciones que antes sólo ofrecían las fijas. La velocidad ha mejorado mucho gracias a la tecnología 4G y los límites a la descarga son cada vez más laxos. Tienes que hacer tus cálculos, teniendo en cuenta lo que usas la conexión a Internet y la cobertura de telefonía que hay en la zona en la que vives.

 

Renunciar al fijo

El teléfono fijo era, hasta hace unos años, el principal instrumento de comunicación a distancia pero a día de hoy está dejando de ser útil para muchos consumidores. Y es que, en España hay más líneas de móvil que personas y es verdaderamente difícil encontrar a alguien que no disponga de un teléfono portátil.

Ya no se llama a las casas, sino a las personas. Además, las tarifas de telefonía móvil no han hecho más que evolucionar y abaratarse en los últimos años, de tal forma que cada vez es más frecuente contar con un plan de llamadas ilimitadas y una gran cantidad de gigas. Es por ello que algunos operadores ofrecen la posibilidad de contratar ADSL o fibra sin necesidad de contar con una línea de fijo, lo que hace que el producto sea mucho más barato. Así que, si no necesitas un teléfono en tu casa puede que esta opción sea la más adecuada para ti.

Las ofertas convergentes

Las empresas de telefonía ofrecen desde hace unos años paquetes convergentes de Internet, teléfono fijo y teléfono móvil en una sola factura. Normalmente, los precios que se obtienen contratando una de estas tarifas son más bajos que si se adquiere cada uno de los productos (ADSL, fibra ópticas, líneas de móvil, televisión premium) por separado. Y es que a los operadores les conviene que juntes todos tus servicios de telefonía con ellos, por lo que están dispuestos a ofrecerte unos precios más ajustados.

Hacerte con uno de estos packs puede ser una buena manera de pagar menos por tu conexión a Internet. Sin embargo, hay que revisar minuciosamente las condiciones y hacer cálculos de cuanto te ahorrarías de verdad, ya que es fácil acabar contratando algo que no hacía falta.

Comparar compañías y precios

Pero de entre todas las claves para ahorrar dinero en la factura de Internet, las más importante es comparar precios. El mercado de las telecomunicaciones puede parecer complicado ya que existen multitud de compañías que ofrecen paquetes parecidos, pero no iguales, con precios muy dispares. Así que si no quieres pasarte horas navegando en las páginas webs de los operadores de telefonía, una buena manera de ahorrarte tiempo y esfuerzo es utilizar el comparador de ofertas de Internet de Rastreator. Y es que con él, en unos pocos minutos, es fácil encontrar la oferta de Internet que más se adapta a lo que estás buscando y con todos los precios que ofrecen las compañías.

Enero de 2019

 
COMPARAR TARIFAS DE TELEFONÍA FIJA Y MÓVIL

¿Te ha resultado interesante?

¡Gracias por darnos tu opinión!