Qué hacer en las ciudades más baratas de España para pasar las vacaciones

2 minutos
  • En Alicante podrás disfrutar de un día de playa y también tendrás la opción de hacer otros planes culturales, hacer excursiones y degustar una buena gastronomía
  • Madrid es una de esas ciudades que siempre están de moda, siempre apetece visitarla y, con total seguridad, siempre tiene algo nuevo que ofrecer

actividades-ciudadesEl verano post-cuarentena ya está aquí y, con muchos de los vuelos internacionales cancelados, la mayoría piensa en una vacaciones 100% nacionales. Mientras unos han pasado toda la vida veraneando en España, otros han preferido volar lejos a algún destino exótico, sin embargo, los viajes largos a la otra punta del mundo tendrán que esperar. Después de unos meses en los que solo se podía salir de casa para compras de primera necesidad, pasar las vacaciones en la otra punta del país suena incluso idílico y lo cierto es que es el momento perfecto para volver a playa a la que ibas cuando eras pequeño o de descubrir una ciudad que nunca has visitado antes. Las opciones son incontables y, para ayudarte a decidir, en Rastreator hemos elaborado un ranking con las ciudades españolas más caras y baratas para pasar las vacaciones. Ahora, te contamos qué puedes hacer si decides visitar alguna de las más económicas.

Alicante

La ciudad más barata de España para pasar las vacaciones según nuestro ranking, no es una ciudad costera más. Si lo que buscas es poder relajarte en la playa pero también tener la opción de hacer otros planes culturales y degustar una buena gastronomía, Alicante es tu destino.

El lugar emblemático por excelencia de la ciudad es el castillo de Santa Bárbara, una de las fortalezas medievales más grandes de España. Si quieres visitarlo tendrás que subir el monte Benacantil, que tiene una altura de 166 metros, desde donde tendrás unas espectaculares vistas panorámicas de toda la ciudad.

Siguiendo con las visitas que no implican darse un chapuzón en el mar, recorrer el Barrio de Santa Cruz es otra imprescindible cuando viajas a Alicante. En el paseo por las estrechas callejuelas del casco antiguo de la ciudad estarás acompañado en todo momento por las plantas que cuelgan de las fachadas de las casas y sus coloridas flores. Lo siguiente más importante que tienes que hacer cuando vayas a Alicante es probar un arroz a banda. Además, siempre es buen momento para hacer una ruta de tapas ente el Mercado Central y la plaza Gabriel Miró y probar los mejores platos de la ciudad como la escalivada o la coca amb tonyina.

Por supuesto, si vas de vacaciones a Alicante tienes que darte un chapuzón en alguna de sus playas. Si buscas lugares tranquilos donde poder desconectar y tener un poco de tranquilidad, siempre puedes coger el coche y hacer una excursión a las playas de Altea, Jávea, Benitachell o Villajoyosa. Y, por último, si entre la ruta gastronómica y la visita al casco histórico quieres conocer algo más, no dudes en visitar la isla de Tabarca. Podrás recorrer la isla andando, degustar un caldero tabarquino y bucear o hacer esnórquel en la Reserva Marina protegida en la que encontrarás una rica biodiversidad.

Madrid

La capital española es una de esas que siempre están de moda, siempre apetece visitarla y, con total seguridad, siempre tiene algo nuevo que ofrecer. El verano en Madrid es muy caluroso, por lo que lo mejor es dejar el terraceo para las horas en las que menos aprieta el sol. Sin embargo, es posible disfrutar de una buena comida sin derretirte y es que la ciudad cuenta con una serie de mercados en los que, además de poder probar comidas de diferentes puestos, puedes hacerlo tranquilamente a la sombra y, con suerte, con aire acondicionado. Algunos de estos mercados son el de San Antón, el de Vallehermoso, el de Chamberí, el de Antón Martín o el de San Ildefonso entre otros.

Si en otros viajes a Madrid no lo has hecho, una visita que no te puedes perder es la estación fantasma que hay debajo de la plaza de Chamberí. Se trata de una estación de metro que fue convertida en museo en 2008. Otra de esas visitas que muchos dejan para la próxima vez que vayan a la capital es pasear por el Jardín Botánico, inaugurado en 1781 y con más de 5.500 especies vivas. En Madrid también puedes hacer una ruta de bares en los que ir probando sus platos más típicos como las patatas bravas, el bocadillo de calamares o un buen pincho de tortilla.

Compara los mejores hoteles y coches de alquiler para tus vacaciones

Que todo salga bien este verano es especialmente importante para muchos después de meses sin poder salir de casa. Por eso, conseguir el mejor precio también es esencial. Con el comparador de viajes de Rastreator podrás comparar precios de hoteles, apartamentos y coches de alquiler para que organices unas vacaciones adaptadas a tus gustos y, sobre todo, a tu presupuesto.