Cómo dar de baja un seguro

dar-de-baja-seguro-rastreator-com

Los comparadores de seguros permiten encontrar pólizas adecuadas a tu perfil de riesgo e incluso obtener un precio más económico que el que tienes en la actualidad. Sin embargo, si deseas cambiar de seguro o prescindir de las coberturas que tienes contratadas debes anular la póliza que tienes suscrita. Siempre y cuando se haga de la manera correcta, cancelar un seguro no tiene por qué conllevar riesgos, sin embargo, si actúas de manera incorrecta tu aseguradora puede oponerse a la disolución del contrato, con los inconvenientes que esto supondría.

Para cancelar un seguro de manera correcta debes tener en cuenta cuándo y cómo notificarlo a partir de las normas actuales que se aplican al procedimiento. En esta guía de Rastreator.com te descubrimos el método correcto y las razones por las que tu propia aseguradora puede cancelar tu póliza.

Cancelar un seguro

El contrato de seguro está regulado por la Ley 50/1980. Según esta normativa, la duración de los seguros viene determinada en la propia póliza, que también recoge que su renovación se producirá de manera automática una vez llegada la fecha de vencimiento y en plazos no superiores a un año. Si deseas cancelar tu seguro no debes esperar a que llegue la fecha del fin de contrato, sino que es necesario notificarlo antes y que la aseguradora dé su consentimiento.

Si deseas cambiar de seguro o prescindir de las coberturas que tienes contratadas debes anular la póliza que tienes suscrita

Cancelar la renovación del seguro

En el caso de que no quieras renovar con tu aseguradora y decidas cancelar la póliza de cara al año siguiente, deberás notificarlo con 1 mes de antelación a la fecha de fin de la cobertura, que viene indicada en el contrato. El artículo 22 de la ley indica textualmente que “las partes pueden oponerse a la prórroga del contrato mediante una notificación escrita a la otra parte, efectuada con un plazo de 1 mes de anticipación a la conclusión del periodo del seguro en curso”.

Si quieres cancelar la renovación de tu póliza deberás notificarlo a tu aseguradora con un mes de antelación

Cancelar el seguro antes de que concluya

Si lo que deseas es cancelar la póliza antes de que llegue su fecha de vencimiento las consecuencias dependen de cada aseguradora. En algunos casos sólo es posible anular el seguro antes de su vencimiento cuando el bien asegurado ya no esté en poder del tomador. Además, en algunas compañías la cancelación puede suponer la pérdida de la prima no consumida, ya que no te la devolverán si te vas de la compañía antes de tiempo, aunque el riesgo esté cubierto durante menos tiempo.

Sin embargo, aunque muchas aseguradoras no reintegran la prima abonada aunque no se utilice en su totalidad, muchas permiten acogerse a otras opciones para no perder esa cuantía. Algunas te ofrecen la posibilidad de cambiar el bien asegurado en el caso de que la cancelación sea porque has vendido tu casa o coche. Así, mantienen el seguro en “stand by” cuando lo cancelas y cuando repones ese bien vendido o perdido te aplican la cobertura de la prima restante, aunque dependiendo de las características del bien original y del nuevo las condiciones y posterior precio pueden variar.

Existen 4 razones por las que puedes dar de baja tu seguro ipso facto y no esperando a su vencimiento anual, y cada uno de ellos tiene unos requisitos y reglas:

  • Que la aseguradora modifique el precio o las coberturas de la póliza que tienes contratada
  • Que reduzcas el riesgo
  • Que te arrepientas de su contratación si ha sido online
  • Que no hayan pasado más de 30 días desde su contratación si es un seguro de Vida

Seguro cancelado por modificación del precio o las coberturas

Si la aseguradora modifica las condiciones de tu contrato y éstas no te convencen no es necesario avisar con 1 meses de antelación. Tu compañía te tiene que informar cuando se produzcan modificaciones en el precio o las coberturas del contrato, y podrás decidir si estás conforme con ellas o no, aunque quede menos de 1 mes para la renovación.

Si la aseguradora cambia las condiciones de tu póliza, podrás cancelarla aunque quede menos de un mes para la renovación

De este modo, si a lo largo de la duración del contrato o en las condiciones que va a tener la prórroga te aplica una subida de la prima o modifica las coberturas contratadas tienes 15 días a contar desde la recepción de la propuesta para aceptarla o rechazarla y cancelarla sin tener ninguna penalización. Legalmente si en ese tiempo no comunicas a la aseguradora tu decisión ésta puede rescindir la póliza, pero en general entienden el silencio de sus clientes como una aceptación y salvo que digas lo contrario renovarán automáticamente el seguro con las condiciones modificadas.

Seguro cancelado por reducción del riesgo

La prima del seguro se fija según el riesgo que asume la aseguradora, así, si el riesgo es menor pagarás menos, y si es mayor la cuantía aumentará. Por eso, otra excepción a la regla del mes y que te permite cancelar el seguro sin llegar a su fecha de fin se da en el caso de que quieras cancelarla porque el riesgo ha disminuido y aunque se lo has comunicado a tu aseguradora ésta no ha reducido la siguiente prima que tienes que pagar.

En el caso de que estés pagando el seguro anualmente, si la compañía no reduce la prima que tendrás que pagar tras la renovación puedes oponerte a ésta en los 15 días siguientes. Pero en el caso de que hagas pagos trimestrales o semestrales, si esto sucede tienes derecho a “la resolución del contrato y a la devolución de la diferencia entre la prima satisfecha y la que te hubiera tocado pagar desde el momento en el que el riesgo disminuyó”.

Podrás cancelar tu seguro si el riesgo ha disminuido y tu aseguradora no te ha reducido la prima

Contratación a distancia, 14 días

Como consumidor, si contratas un seguro de manera online tienes derecho a un plazo de 14 días naturales para desistir. No te pedirán explicaciones ni te penalizarán, pero para hacerlo tendrás que ponerte en contacto con la aseguradora y comunicárselo a través de un soporte duradero y accesible, como una carta o un burofax, que permita dejar constancia de que has realizado la notificación.

Si contratas un seguro de manera online podrás cancelarlo en un plazo máximo de 14 días naturales

Cancelación del seguro de Vida, 30 días

Estas normas se aplican a todos los seguros por igual, pero si el seguro que deseas cancelar es de Vida tienes que tener en cuenta que este producto asegurador tiene normativa propia y que cuando la norma general es incompatible con su propia regulación es la específica la que prevalece.

El artículo 83 de la Ley del Contrato del Seguro indica que en el caso de que el seguro de Vida que contrates sea individual y para un periodo de más de 6 meses puedes rescindirlo en el plazo de los 30 días siguientes a su contratación. Además, puedes anular el contrato sin indicar el motivo ni ser penalizado e incluso tienes derecho a la devolución de la parte de la prima que has pagado por el periodo en el que la cobertura del riesgo no va a estar activa tras el cese.

Los seguros de Vida pueden rescindirse en el plazo de 30 días desde su contratación

Cómo cancelar una póliza o evitar su renovación

Una vez tomada la decisión no basta con comunicar telefónicamente a tu compañía aseguradora que te opones a la prórroga del contrato, es mejor hacerlo por escrito y recibir la confirmación de que el proceso de renovación se cancela, aunque algunas compañías disponen de otros modos de cancelación. Recuerda que si lo que deseas es cancelar la prórroga automática tienes que ser previsor y hacerlo 1 mes antes de la fecha de fin, pero el modo de rescindir la póliza es el mismo tanto para esta comunicación como para los casos de cancelación por otros motivos que permiten finalizar el contrato antes de tiempo.

En el caso de que el seguro que desees cancelar sea uno vinculado a la hipoteca, ya sea de Vida o de Hogar, no sólo tendrás que enviar la notificación de rescisión con 60 días de antelación a la fecha de fin del contrato, también necesitarás obtener el consentimiento del banco. Este permiso te lo concederá si acreditas haber contratado previamente otro seguro que lo sustituya y que incluya al banco como beneficiario para no perder su garantía como entidad hipotecaria.

Comunicado escrito para la baja del seguro

El método más seguro y fiable para solicitar la baja de la póliza es el envío de un comunicado escrito a través de telegrama, burofax o correo tradicional, y es que la legislación vigente indica que “las partes pueden oponerse a la prórroga del contrato mediante una notificación escrita a la otra parte”.

Debes enviar dicho documento, firmado, a la sede social de la compañía e indicar en él de una manera clara tu deseo de no renovar la póliza cuando llegue la fecha de vencimiento además de los datos sobre el tomador, el riesgo asegurado, la fecha y el número de referencia. Si solicitas acuse de recibo podrás saber si tu solicitud ha sido recibida, al igual que si entregas el documento personalmente y te sellan la copia para quedártela como justificante. Evitarás problemas posteriores si desde la compañía alegan que no hiciste la comunicación necesaria y en el tiempo pertinente.

La mejor manera de cancelar una póliza es comunicarlo por escrito a la aseguradora a través de un telegrama, burofax o correo tradicional

Otros métodos: por teléfono o vía web

Algunas aseguradoras ofrecen a sus clientes la posibilidad de darse de baja a través de un teléfono específico de la compañía y tras la conversación puedes solicitar que te envíen por email o fax la confirmación escrita. En algunos casos también es posible realizar el procedimiento de baja a través de la web de la compañía y recibir un email como acuse de recibo, que deberás guardar como justificante.

¿Cuándo puede la aseguradora cancelar el seguro?

La derogación de un seguro no sólo puede ser hecha por el propio usuario, sino que la aseguradora tiene derecho a cancelar tu seguro si se produce alguno de los siguientes supuestos.

  • Si cuando suscribes una póliza, del tipo que sea, ocultas datos o mientes en alguno de ellos, la aseguradora tiene un mes desde que lo descubra para cancelarla y no tendrás derecho a la devolución de la prima que has pagado, a no ser que acredites que no actuaste de mala fe.
  • Mientras estás cubierto por un seguro es posible que el riesgo garantizado aumente. En un seguro de Hogar, por ejemplo, puede que decidas eliminar la alarma, lo que puede ser entendido como un aumento del riesgo que asume la aseguradora. Ante esta circunstancia la compañía puede cancelar el seguro o bien proponerte una modificación de las condiciones del contrato o del precio y si no aceptas el cambio anula la cobertura. Sin embargo, en este supuesto sí tendrías derecho a la parte proporcional de la prima que has abonado. Eso sí, ten en cuenta que si ocultas el aumento del riesgo cubierto a tu aseguradora a mala fe, se produce un siniestro y lo descubre puede estar exenta de tener que pagarte la indemnización.
  • El asegurador puede cancelar el seguro en el caso de que se venda el objeto asegurado, como la vivienda o el coche en el seguro de Hogar o Coche. En este caso está obligado a devolverte la prima pendiente.
Las compañías podrán cancelar tu seguro si mientes u ocultas datos, aumenta el riesgo o vendes el objeto asegurado

Métodos no válidos para cancelar o no renovar un seguro

Es posible pensar que la mejor manera de cancelar un seguro, y la más rápida, es devolviendo el recibo a la aseguradora y solicitando a tu entidad bancaria que no sea abonado. Sin embargo, no pagar la prima anual, o bien alguno de los plazos de pago cuando es mensual o trimestral, no quiere decir que finalice la relación entre aseguradora y asegurado ni que la cancelación se haya realizado como querías y sin problemas añadidos.

¿Qué pasa si no pagas el recibo del seguro?

El artículo 14 de la Ley del Contrato de Seguro indica que el pago de la prima, salvo que se indique lo contrario en la póliza, se realizará por domiciliación bancaria, y la aseguradora entenderá que has abonado la prima cuando se emita el recibo, a no ser que éste se devuelva por falta de fondos o por petición tuya. Si esto ocurre, la mayoría de aseguradoras suele enviar una carta certificada al tomador del seguro para notificarle el impago, pero si no pagas la anualidad o alguno de los recibos lo que sucederá depende no sólo de la aseguradora sino también, en el caso de pago fraccionado, de qué recibo sea el que no has abonado.

Tal y como indica el artículo 15 de la Ley del Contrato del Seguro, los procedimientos por no abonar el recibo dependen de cuál sea la factura que no se paga, pero en general si en el plazo de 30 a 50 días desde que te envían la notificación no abonas la cuota, el contrato quedará extinguido automáticamente. En el caso de que pagues tarde alguno de los recibos pero lo hagas antes de que la póliza sea cancelada por parte de la aseguradora, la cobertura que contrataste vuelve a tener efecto 24 horas después de que abones la prima.

Si no pagas la cuota del seguro, es posible que el contrato quede extinguido en un plazo de 30 a 50 días desde que la aseguradora te notifica el impago

Impago de la prima anual o del primer recibo en el pago fraccionado

Algo importante a tener en cuenta es que, aunque se contrate un seguro desde una fecha determinada, hasta que no se produce el pago la póliza no entra en vigor. Si se ha optado por un pago fraccionado, la primera cuota abonada es la que activa la póliza.

En ambos casos, la entidad aseguradora “tiene derecho a resolver el contrato o exigir el pago de la prima debida en vía ejecutiva”. Y si sufres un siniestro antes de haber abonado la primera prima del seguro fraccionado o la anualidad tu aseguradora no estará obligada a indemnizarte, por lo que deberás acudir al Consorcio de Compensación de Seguros.

Impago de los recibos fraccionados, a excepción del primero

Como hemos visto, en el caso de que fracciones el pago de la prima y no abones el primer recibo no disfrutarás de su cobertura hasta que no lo hagas. Sin embargo, las consecuencias varían si el impago no es del primer recibo sino de uno de los pagos siguientes.

Si has pagado el primer recibo habrás podido disfrutar de las garantías contratadas, pero si fallas en uno de los pagos posteriores éstas se suspenden un mes después del día en el que vence el recibo pagado. Si realizas el pago más tarde la póliza volverá a activarse siempre y cuando no hayan pasado 6 meses.

Si se da el caso y tu aseguradora no te reclama el pago en los 6 meses siguientes al vencimiento de la prima “se entenderá que el contrato queda extinguido” y por lo tanto tu seguro será cancelado.

Aunque pueda parecer que a través de este método vas a conseguir lo que deseas porque al final el seguro se cancela, esta rescisión de la cobertura no es válida. Si la compañía de seguros se opone a la baja por no cumplir las normas puede derivar en que finalmente te encuentres con:

  • 2 pólizas iguales por las que deberás pagar porque tanto tu aseguradora original como la nueva te reclamarán la prima.
  • Que acabes en una lista de morosos debido a que la aseguradora con la que tenías contratada la póliza y que no has pagado te la reclame judicialmente, con los problemas y costes que eso puede ocasionarte como usuario.

Cancelar el seguro de Coche, Moto, Hogar…

Si deseas cancelar la renovación de tu seguro, ya sea de Hogar, de Coche, de Moto o cualquier otro, debes ser previsor y avisar a tu aseguradora como mínimo 1 mes antes de la fecha de fin del contrato que has firmado con ellos. De no hacerlo así puede que la aseguradora te ponga muchos impedimentos y que, en el caso de que consigas cancelarla, no recuperes la prima que has abonado.

Comparar seguros es el mejor método para encontrar una póliza más barata o completa que la que tienes. Herramientas como Rastreator.com te facilitan esa tarea, pero debes estar atento a los plazos de vencimiento para que la cancelación no te salga cara. Realiza la notificación tal y como indica la legislación española y como te hemos contado y guarda el acuse de recibo, evitarás problemas y podrás cambiar de seguro sin riesgo.

Julio 2016


COMPARAR SEGUROS DE COCHE

Eva GonzálezRastreator.com


Seguro que te interesa...