Oftalmología: ¿qué cubre el seguro de salud?

3 minutos
  • Conocer los servicios o prestaciones de cada una de las pólizas será clave para elegir el mejor seguro de salud
  • Las consultas, revisiones oftalmológicas periódicas, pruebas y tratamientos suelen estar cubiertos por las aseguradoras

seguro oftalmologico

Más de 2.200 millones de personas sufren problemas de visión o ceguera, lo que supone casi un tercio de la población, según apunta la Organización Mundial de la Salud (OMS). Sin embargo, la mayoría de estas afecciones se podrían evitar o solucionar mediante el uso de gafas o sometiéndose a una pequeña intervención quirúrgica. 

Las causas principales por las que estas cifras han aumentado de manera tan significativa están relacionadas con el actual estilo de vida. Pasamos gran parte del día frente a una pantalla no solo por motivos laborales, sino por ocio y diversión. Actualmente vivimos en un mundo tan digitalizado que, sin ser conscientes de ello, sentarte ante el ordenador, mirar el teléfono móvil o ver la tele puede afectar a tu salud. Somos conscientes de la importancia de la salud ocular y del aumento de los problemas de vista de los que alerta la Organización Mundial de la Salud, por ello, en Rastreator te ofrecemos toda la información que necesitas conocer sobre las coberturas oftalmológicas en los seguros de salud.  

¿Qué coberturas oftalmológicas ofrecen las aseguradoras?

La oftalmología es una de las especialidades médicas más desconocidas y, aunque la mayoría de las aseguradoras suelen ofrecer servicios similares, es interesante conocer las prestaciones a las que podemos acceder como asegurados para prevenir futuros problemas. Conocer los servicios o prestaciones de cada uno de los seguros será clave para escoger tu seguro de salud. 

En general, los servicios oftalmológicos ofrecen consultas, revisiones oftalmológicas periódicas, pruebas y tratamientos. De esta manera, podrás seguir un control de su salud y prevenir cualquier tipo de enfermedad ocular. Dentro de esta cobertura se suelen incluir y tratar las enfermedades oculares más comunes, como conjuntivitis, queratitis, glaucoma, miopía o estrabismo, entre otras.

En cuanto a las cirugías, las aseguradoras suelen cubrir las intervenciones quirúrgicas oculares que sean necesarias y mejoren tu salud como el glaucoma, la obstrucción del lagrimal, las patologías de la retina o las lesiones oculares producidas por enfermedades o accidentes.  Asimismo, algunas aseguradoras (las más completas) también cubren otras cirugías como la operación de cataratas o el trasplante de córnea. 

¿Mi seguro cubre la operación de miopía?

Cada vez son más las personas que desean someterse a una operación de cirugía visual para acabar con los incómodos problemas de visión y, por ende, cada día se realizan más operaciones para corregir la miopía, la hipermetropía o el astigmatismo. En los últimos años se han disparado el número de estas intervenciones, llegando a ser más de 150.000 españoles al año quienes deciden someterse a esta intervención, conocida como cirugía refractiva. Se trata de un conjunto de técnicas quirúrgicas cuyo fin es eliminar o minimizar los defectos refractarios oculares. Los cuatro errores de refracción más comunes son la miopía, la hipermetropía, la presbicia y el astigmatismo, términos conocidos por todos y que solemos escuchar en el día a día.  

Sin embargo, la cirugía refractiva está considerada como una cirugía no necesaria, es decir, una cirugía voluntaria. Por tanto, al tratarse de una operación voluntaria la mayoría de las aseguradoras no cubren los gastos derivados de la intervención. No obstante, aunque las compañías de seguros no cubren íntegramente dichos gastos, ofrecen una gran cantidad de descuentos y opciones para sus asegurados, así como la cobertura de otros servicios relacionados. 

Si el seguro médico no cubre la cirugía refractiva, ¿qué cubre?

A pesar de que el seguro médico no se hace cargo de los gastos derivados de esta cirugía, sí que cubre las consultas relacionadas con ella, es decir, las consultas pre y posoperatorias, así como cualquier visita de urgencia derivada de dicha intervención. Y, aunque no parezca demasiado, dichas consultas suelen tener un costo elevado de aproximadamente más de 100 euros; un ahorro bastante considerable.  

La cobertura óptica

La finalidad de la cobertura óptica es ayudarte con los gastos procedentes de la adquisición de gafas o lentes de contacto bajo prescripción médica. Por esta razón, muchas aseguradoras no solo ofrecen coberturas oftalmológicas, sino también importantes descuentos en la adquisición de productos ópticos como gafas monofocales, progresivas, monturas, gafas de sol o lentes de contacto. Normalmente estos descuentos suelen ser únicamente válidos en establecimientos fijados por la aseguradora.   

Sin embargo, y aquí está el quid de la cuestión, para poder acceder a las ventajas y descuentos de las aseguradoras deberás adquirir un seguro complementario de óptica que aumentará la cuantía de tu cuota. Asimismo, para poder beneficiarte de este servicio las compañías suelen establecer un periodo de carencia de un mínimo de seis meses.

En resumen, las aseguradoras ofrecen un servicio oftalmológico en el que se incluyen las consultas, los tratamientos y las intervenciones requeridas. Aunque no cubren las intervenciones voluntarias, sí costean los gastos que estas conllevan, como las consultas pre y posoperatorias.

El seguro de salud más completo

La cobertura de óptica puede resultar muy útil para aquellos que tienen problemas de visión y renuevan sus gafas o lentillas con cierta frecuencia. Estos artículos suelen tener un precio bastante elevado por lo que incluir esta cobertura en la póliza puede suponer un ahorro importante. Pero antes de contratar un seguro de salud conviene saber que existen distintos tipos y que no en todas las aseguradoras es posible contar con esta garantía. Si quieres saber cuáles son los seguros más completos y elegir el que más te conviene, Rastreator te ayuda a decidir. Su comparador de seguros te muestra cuales son las pólizas que más garantías ofrecen, al precio más competitivo. Usa el comparador de seguros de salud de Rastreator y descubre cuál es el más adecuado para ti.