Tarifas móviles ideales para niños

Mayo de 2014

  • Las tarifas para niños no existen como tal sino que deben ser los padres los que elijan la más apropiada para ellos.
  • Los productos más recomendables para los niños son las tarifas de prepago, ya que son las más controlables.

Los dispositivos móviles no son sólo para adultos ya que no es extraño ver a niños de corta edad manejar estas herramientas como si de un juguete se tratara. Cada vez son más y más pequeños los niños que cuentan con un teléfono móvil, de hecho según datos de la consultora Kantar Worldpanel, 1 de cada 3 menores de entre 7 y 13 años posee uno.

Pero tener un smartphone y, en la mayoría de los casos, saber manejarlo mejor que un adulto no significa que estén preparados para disponer de ellos de manera ilimitada. No es recomendable que los niños tengan una tarifa que les permita llamar o navegar por la red sin límites.

Existen tablets y móviles para niños pero en la actualidad no existen tarifas móviles exclusivas para ellos, aunque sí que hay algunas más recomendables que otras.

Control del gasto por parte de un adulto

Que los niños tengan un móvil es, en parte, “culpa” de los padres que ven en estos dispositivos su mejor aliado para estar en contacto directo con sus hijos cuando éstos están fuera de su campo visual. Eso sí, darle un teléfono móvil a un niño debe ir de la mano de un control por parte de los adultos. Además, como un menor no puede ser titular de una línea de teléfono, serán los padres o tutores legales los que asumirán ese rol y por tanto podrán controlarla en todo momento y decidir, incluso, los servicios asociados a ella.

¿Cómo debería ser la tarifa idónea para niños?

Por muy responsable que sea un niño no lo es tanto como para tener en su teléfono una tarifa de postpago, por lo que lo más recomendable es que cuente con una tarifa de prepago con un saldo determinado y que haya que recargar en el momento en que se agote. Por eso, a la hora de “diseñar” una tarifa de móvil para los niños, se deben tener en cuenta factores como la permanencia, el precio o si la tarifa incluye datos, entre otros.

Sin permanencia

Si por algo se caracteriza el prepago es por carecer de permanencia. Es uno de los factores que hacen de estas tarifas el producto idóneo para los niños, ya que no sería muy apropiado obligarlos a tener durante un periodo mínimo de tiempo una tarifa móvil concreta.

Tarifa barata

Lo normal es que un menor no realice llamadas al extranjero, ni necesite hablar cada día durante horas ni tenga que estar conectado permanentemente a internet. Por eso, una tarifa para niños debe ser barata. Los niños no deberían hacer un uso intensivo de ella y por tanto, otra tarifa puede no ser rentable.

Sin cuota, recarga ni consumo mínimo

Otro factor que debería tenerse en cuenta a la hora de elegir la tarifa más apropiada para los más pequeños de la casa es que no tenga consumo mínimo, ni cuotas mensuales, ni sea obligatorio recargar la tarjeta cada cierto tiempo. La del Cinco de Yoigo, la tarifa Free de Eroski Móvil o la tarifa 5 de MásMóvil son algunas de las tarifas que cumplen a la perfección con todas estas características.

Sin establecimiento de llamada

Muchas tarifas, sobre todo las que tienen una cuota más baja, cobran a los usuarios un establecimiento de llamada, cuyo coste suele variar en función de la compañía, cada vez que realicen una llamada. Llamar a un teléfono y que salte el buzón de voz también computa a la hora de cobrar este coste fijo que, poco a poco, disminuye el saldo del prepago. Es posible que los niños no sean conscientes de este gasto a la hora utilizar su smartphone por lo que es conveniente que la tarifa contratada para su terminal esté libre de él. Un ejemplo de tarifas prepago sin establecimiento de llamadas serían la Jazzcard Móvil de Jazztel o la tarifa Contigo de Eroski.

Llamadas gratis entre números de la misma compañía

Como hemos mencionado anteriormente, uno de los principales motivos por los que los niños tienen un teléfono móvil es para poder ser localizados por sus padres cuando no estén en casa. Una manera de conseguir que la tarifa sea económica es que las llamadas entre móviles del mismo operador sean gratuitas. Este caso es el de la tarifa de prepago de Jazztel, que incluye hasta 3.000 minutos gratis para llamar tanto a fijos como a móviles de dicha compañía o el de las tarifas Vodafone yu, que permiten las llamadas gratuitas entre usuarios que tengan contratada alguna de ellas.

Internet en el móvil

¿Deberían los niños tener una tarifa móvil con internet? Depende de la edad, pero para los más pequeños no es aconsejable que puedan conectarse a la red fuera del control paterno, ya que mientras estén “vigilados” pueden conectarse a través del wifi. Pero, puede darse el caso que los tutores decidan contratarles una tarifa con datos, en este caso tienen que cerciorarse que una vez que se agoten los megas el consumo adicional no tendrá un coste extra. Esto no sucede con las tarifas de prepago, que todas incluyen esta desventaja, por lo que los tutores deberán buscar una tarifa alternativa.

Pese a que las compañías suelen avisar a sus clientes cuando los megas contratados están próximos a agotarse es posible que los niños no sepan cómo gestionarlos o cómo saber cuándo dejar de usarlos o cuándo desconectar la conexión a internet.

Buscar la mejor tarifa para niños

Buscar la tarifa que contenga las características idóneas para un niño no es una tarea fácil. Son muchos los operadores que hay en el mercado y que cuentan con una oferta amplia y muy diversa. Por eso, comparar tarifas en Rastreator.com es una manera de ahorrar tiempo en la búsqueda y dinero en la contratación.


COMPARAR TARIFAS DE TELEFONÍA FIJA Y MÓVIL

María TorralboRastreator.com


Seguro que te interesa...