¿Puedo conseguir una hipoteca si soy mileurista?

  • Aunque es posible conseguir una hipoteca con un sueldo de 1.000 euros, la cuota no podrá sobrepasar el 30% del mismo
  • Una de las claves será alargar el plazo de amortización para reducir los pagos mensuales

Rastreator_hipoteca-para-mileuristas-requisitos-consejosLa vivienda vuelve a estar de moda. Si hace unos años el mercado inmobiliario se había retraído como consecuencia de la burbuja, hoy las casas se vuelven a rifar al mejor postor. Según los últimos datos del Instituto Nacional de Estadística (INE), la compraventa de viviendas se elevó un 10,9% interanual hasta junio de este año, lo que revela el interés que los españoles vuelven a mostrar por adquirir un hogar. Y es que la subida de los precios del alquiler unida a la caída en picado del Euríbor está contribuyendo a impulsar la compra de inmuebles y la contratación de préstamos destinados a los mismos.

Sin embargo, es este último punto el que acaba discriminando y decidiendo el tipo de persona que podrá hacerse o no con una vivienda ya que la concesión de una hipoteca viene determinada, en gran medida, por el sueldo del interesado. Y, en este caso, los salarios no incitan precisamente a la aprobación de la financiación. Según la última Encuesta Anual de Estructura Salarial elaborada por el INE, el salario más habitual en 2016 en España fue de 16.497 euros. Esta cifra, dividida en 14 pagas, sitúa el sueldo en torno a los 1.000 euros, aunque se acaba reduciendo mucho más tras el pago de impuestos y cotizaciones.

Con un salario de mileurista, las posibilidades de encontrar financiación para adquirir una vivienda se reducen considerablemente. Sin embargo, no todos los usuarios conocen las posibilidades reales que tienen, ya que pueden ser atractivos para los bancos por muchas otras razones. En Rastreator.com te contamos qué opciones de financiación tienes si no cuentas con un sueldo elevado y cómo puedes conseguirlas.

¿Qué requisitos tengo que cumplir para pedir una hipoteca?

Antes de lanzarse a comprar una vivienda teniendo un sueldo bajo, se deberán estudiar las posibilidades reales y adquirir un hogar lo más cercano a la situación personal y financiera de cada persona. Una vez comience la búsqueda y la comparación de diferentes hipotecas, el cliente deberá saber que cuantas más garantías aporte, mejores serán las condiciones de la financiación y más fácil será acceder a ella.

Ingresos mínimos y contrato indefinido

El primer requisito que pedirá el banco a la hora de conceder la hipoteca será contar con ingresos mínimos que garanticen el pago de la misma. Habrá que fijarse en si son solicitados para un solo titular, para todos los titulares o para el conjunto de ingresos de la familia. En ocasiones, el hecho de que se puedan presentar las nóminas de un par de titulares contribuye a rebajar el mínimo exigido. Asimismo, contar con un contrato de trabajo indefinido será fundamental para conseguir la financiación ya que brinda una garantía mayor a la entidad.

Ahorros

Una vez pasado el filtro de los ingresos mínimos, llega la parte de los ahorros, que será fundamental para poder hacerse con la hipoteca. Y es que si se tienen ingresos reducidos el banco exigirá al cliente que aporte una cantidad de dinero determinada para cubrir la parte que no le financiará (normalmente un 20%) más los impuestos y gastos iniciales (en torno al 10%). Por ello, es conveniente que la hipoteca se ajuste al máximo posible al perfil del usuario ya que cuanta más financiación solicite, más difícil será poder hacer frente al primer desembolso.

Solvencia

Otro de los requisitos que se deberá cumplir es el de solvencia. Cuando un cliente solicita una hipoteca el banco realiza un análisis en el que estudia si este podrá o no devolver el préstamo en los plazos y cuotas estipuladas. Para ello, no solo se tendrán en cuenta los ingresos, sino también las deudas y la capacidad del usuario para hacer frente a las mismas. Por lo general, la cuota de la hipoteca no deberá sobrepasar nunca el 30% de los ingresos del cliente.

Aval

Aunque, en algunas ocasiones, la figura del aval puede ser importante para conseguir un préstamo hipotecario, lo cierto es que solo se dará en casos muy concretos. Actualmente, los bancos valoran más la capacidad de pago que tenga el hipotecado por encima de cualquier otra garantía que este pueda presentar.

Claves para conseguir la hipoteca mileurista

Conseguir una hipoteca con un sueldo reducido no es una tarea fácil. No obstante, si pese a tener unos ingresos bajos se pasa este filtro y se cumple, además, con otros requisitos, el cliente podrá acceder a la financiación. Para ello, antes de acudir al banco, habrá que tener en cuenta varios aspectos.

Financiación y cuotas

Antes de elegir la vivienda, será fundamental calcular la hipoteca. Para ello, el cliente deberá tener en cuenta que no podrá pedir más del 80% del valor de la vivienda al banco y que tendrá que contar con alrededor del 30% del precio de compraventa ahorrado. Además, deberá asegurarse de que las cuotas no supongan más del 30% de sus ingresos ya que de lo contrario ningún banco le concederá la financiación. Es decir, si solicita un préstamo de 100.000 euros, tendrá que tener 30.000 euros ahorrados. Asimismo, los pagos mensuales no podrán superar los 300 euros (con el tipo de interés incluido).

Hipoteca fija o variable

Elegir entre hipoteca fija o variable puede ser una tarea complicada. Sin embargo, si se tienen ingresos reducidos y no se espera que el salario vaya a mejorar en los próximos años, la mejor opción será asegurarse de que la cuota no va a sufrir variaciones en el futuro, por lo que la modalidad fija será la más adecuada en estos casos. Si, aún así, se prefiere contratar la variable, el usuario deberá tener en cuenta que, con cada revisión semestral de la cuota, esta podrá variar y suponer un gasto mayor al previsto.

Alargar el plazo de amortización

Una de las claves para poder afrontar las cuotas del préstamo es alargar el plazo de devolución para que los pagos mensuales sean más reducidos. Sin embargo, elegir esta opción implica pagar más intereses ya que la deuda se acumula durante más tiempo. Además, esta alternativa es ofrecida, por lo general, a los perfiles más jóvenes debido a que son los clientes que tendrán más tiempo para amortizar el préstamo a lo largo de toda su vida.

Comparar las mejores Hipotecas

Conseguir una hipoteca puede convertirse en todo un quebradero de cabeza. Elegir el banco, decidir si se contrata una fija o una variable o definir cuál será el plazo de amortización pueden contribuir a alargar el proceso de solicitud más de lo esperado. Si a todo ello se suma una capacidad de pago limitada por tener ingresos reducidos, la búsqueda del préstamo puede complicarse aún más. No obstante, cumpliendo con algunos requisitos el usuario podrá hacerse con la financiación. En el comparador de Hipotecas de Rastreator podrás estudiar todas las opciones y elegir la que más se adapte a tu situación financiera y personal. Además, podrás utilizar nuestro servicio de asesoramiento y conseguir la mejor hipoteca.

Agosto 2018


COMPARAR HIPOTECAS

Asunción InfanteRastreator.com