¿Cuánto cuestan los trámites para comprar una casa?

  • Los gastos notariales, del Registro o de tasación son algunos de los que conlleva la compra de una vivienda
  • Al contratar una hipoteca, el coste final de la vivienda se incrementa

La compra de una vivienda es una de las inversiones más importantes que suele hacer una persona en su vida. Pero, para que ese momento pueda llegar, es necesario tener algunos ahorros o contar con un colchón importante de dinero ya que no se trata de una adquisición barata. Además, el gasto final que supone la compra de una vivienda va mucho más allá de su precio de adquisición. Para poder finalizar la compra y formalizarla hay que realizar antes una serie de trámites obligatorios que conllevan un coste adicional. Son impuestos, gastos notariales, del registro de la propiedad, etc., que en algunos casos pueden llegar a suponer o incluso superar el 10% del precio de la vivienda. Además, si la vivienda se adquiere con una hipoteca, el precio final suele encarecerse bastante.

Si estás pensando en comprarte una casa, en esta guía te informamos sobre los gastos adicionales que tendrás que asumir tanto si optas por contratar una hipoteca, como por pagarla de una sola vez.

Gastos de notaría

Los gastos correspondientes a la notaría son los que se derivan de formalizar el contrato de compraventa de la casa en escritura pública. Al hacer esto, certificas que la propiedad es tuya y quedan reflejadas legalmente todas las condiciones pactadas con el vendedor en el contrato de compraventa. Todos los notarios deben aplicar unas tasas o tarifas fijas que están establecidas por ley y que dependen del valor de compraventa de la vivienda y de los servicios que se presten. Los notarios únicamente pueden aplicar un descuento sobre sus servicios del 10% por lo que apenas influirá en el precio final la elección del despacho notarial que puedas hacer.

Eso sí, en el caso de que se trate de una Vivienda de Protección Oficial (VPO) o de una subrogación (que puede darse, por ejemplo, en el caso de que una hipoteca se transfiera de una persona a otra), los precios son más reducidos.

Inscripción en el Registro de la propiedad

Inscribir las escrituras de la vivienda en el Registro de la Propiedad sólo es obligatorio si está hipotecada. Sin embargo, se trata de una garantía de protección jurídica para el titular de la propiedad, por lo que puede llegar a ser altamente recomendable. Dicha inscripción te garantiza ser el único y verdadero propietario. Además, te protege frente a los acreedores del vendedor, en el caso de que surjan problemas como que el vendedor tenga deudas y se embarguen sus bienes, u otro tipo de situaciones.

El precio de inscripción en el Registro no es fijo, sino que depende de factores como el valor del inmueble, su ubicación u otras variables. Sin embargo, los aranceles aplicados sí que están fijados por ley en el RD 1427/1989. Por ejemplo, y de manera general, para una vivienda de unos 100.000 euros el precio puede rondar los 200 euros.

¿Vivienda nueva o de segunda mano?

Al comprar una vivienda una de las dudas que puede surgirte es si decantarte por una vivienda nueva o una de segunda mano. La elección es frecuente que venga determinada por la ubicación que busques, o las prestaciones que quieres que tenga tu nuevo hogar. Así por ejemplo, suele suceder que las viviendas nuevas se localicen en las afueras de las ciudades en urbanizaciones con parques o zonas deportivas, mientras que las de segunda mano suelen encontrarse en zonas céntricas o en las que existe ya una  gran cantidad de servicios. Sin embargo, dependiendo de si la vivienda que has elegido es nueva o de segunda mano, deberás hacer frente a un tipo de impuesto o a otro.

Impuestos para viviendas nuevas

Al adquirir una vivienda nueva hay que pagar un IVA correspondiente al 10% del precio de compraventa. Por lo que si la vivienda tiene un precio de 200.000 euros, el IVA serán 20.000. Una excepción son las viviendas nuevas que sean de protección oficial o de promoción pública. Éstas están gravadas con un IVA del 4% a pesar de ser de nueva construcción.

Además, al comprar una vivienda nueva también hay que hacer frente al Impuesto de Actos Jurídicos Documentados (AJD). El importe de este impuesto varía en función de la Comunidad Autónoma en la que se encuentre la vivienda y oscila entre el 0,5 y el 1,5% del importe escriturado.

Impuestos para viviendas de segunda mano

Por el contrario, si la vivienda que se va a comprar es de segunda mano, no está gravada con el IVA, sino con el Impuesto de Transmisiones Patrimoniales (ITP). Este gravamen también varía dependiendo de la Comunidad Autónoma, entre el 4% y el 10%, y puede contemplar determinados descuentos por edad, minusvalías, etc.

 ¿Y si compro mi casa con una hipoteca?

Si para comprar la vivienda has tenido que pedir una hipoteca, éstos no serán los únicos gastos a los que te tendrás que enfrentar. Además de los trámites anteriores, el banco te obligará a que realices otros, por lo que el precio final de tu casa al final será mayor.

Tasación

Uno de los trámites obligatorios es la tasación del inmueble. Al solicitar una hipoteca el banco te pedirá una tasación de la vivienda para saber el valor económico que tiene y determinar el importe que concederte. Esta tasación tiene efectos jurídicos, por lo que deben elaborarlas sociedades de tasación supervisadas por el banco de España. En la tasación se analizan aspectos tanto técnicos como jurídicos de la vivienda y que pueden afectar a su valor. Los costes de la tasación varían dependiendo del tipo de inmueble pero suelen situarse a partir de unos 250 euros.

Notaría y Registro

Si has adquirido tu vivienda con un crédito hipotecario, además de la escritura de la vivienda, necesitarás otra para la hipoteca. De esta forma, los costes de la notaría se duplican al tratarse de 2 trámites distintos. Y lo mismo sucede con el Registro de la Propiedad. Al tener una hipoteca, es obligatorio inscribir la vivienda en el Registro, por lo que sucede lo mismo que con los trámites notariales; habrá que pagar más, al tener que inscribir dos escrituras (casa e hipoteca).

Impuesto de Actos Jurídicos Documentados

Al tener la vivienda hipotecada también hay que hacer frente al Impuesto de Actos Jurídicos Documentados (que se aplica también al adquirir una vivienda nueva). Este gravamen es autonómico, por lo que cada Comunidad Autónoma fija libremente el porcentaje a aplicar. En este caso, este impuesto no se calcula sobre el precio de la vivienda, sino sobre la responsabilidad hipotecaria, que incluye el capital prestado, intereses, gastos, etc. En algunas Comunidades este impuesto cuenta con descuentos sobre viviendas habituales, familias numerosas, discapacitados, etc.

Gestoría

Al comprar una vivienda, desde el primer momento tienes la oportunidad de acudir a una gestoría para que se encarguen de todos los trámites: notario, registro de las escrituras o pago de impuestos, etc. Sin embargo, estos servicios conllevan unos gastos.

En el caso de realizar una compraventa sin hipoteca todos estos papeleos puedes hacerlos tú personalmente, y así evitar ahorrar el coste de la gestoría. Por el contrario, si adquieres una vivienda mediante un préstamo hipotecario, el banco te obligará a que todos estos trámites se realicen a través de una gestoría, para asegurarse de que todo se realiza de la manera correcta. No hay precios fijados, sino que cada gestoría cuenta con sus propias tarifas, que pueden rondar entre los 100 y 300 euros por escritura.

Los intereses de la hipoteca

Y estos no son los únicos gastos a los que tendrás que hacer frente. Es muy probable que el más significativo sea el de la hipoteca. Es importante que sepas que antes de contratarla debes contar con una cantidad de dinero suficiente para entregar en concepto de entrada, ya que el banco no suele financiar el coste total de la vivienda. Además, el importe que te adelante tendrás que devolverlo por medio de cuotas y junto con una serie de intereses y comisiones. Es en este aspecto en el que conviene prestar especial atención.

Antes de contratar una hipoteca conviene fijarse en el tipo de condiciones que te ofrece cada entidad. Con el comparador de Hipotecas de Rastreator.com puedes encontrar fácilmente la que más te conviene. De manera muy sencilla puedes ver las hipotecas disponibles para ti, con las comisiones, intereses o condiciones que te ofrece cada una. Así podrás elegir la que más se adecúa a tus necesidades, sin tener que pagar más de lo necesario.

Abril 2016


COMPARAR HIPOTECAS

Cynthia RosellRastreator.com


Seguro que te interesa...

Más información sobre Hipotecas