Guía para entender el recibo de la luz

¿Tiemblas cada vez que llega el recibo de la luz? ¿Te parece que pagas demasiado? Si quieres ahorrar en tu recibo de la luz el primer paso es entenderlo. Solo entendiendo lo que pagas a las eléctricas podrás compararlas, ver las ofertas que tienen y empezar a ahorrar.

A todos nos asusta cuando llega el recibo de la luz, y nunca nos atrevemos a revisarlo con detenimiento. En realidad es más sencillo de lo que parece, solo hay que saber a qué se refiere cada concepto. Rastreator ha creado esta guía para que no vuelvas a preocuparte de no entender el recibo de la luz. Lo primero que hay que saber es que siempre, independientemente del tipo de tarifa elegido, el recibo de la luz incluye dos importes fundamentales: El importe fijo, basado en la potencia contratada Y el importe variable, que depende del consumo. A estos dos cargos constantes habría que añadir impuestos, el alquiler de los contadores eléctricos y, en algunos casos, los servicios adicionales que tengamos contratados.

Potencia eléctrica contratada

El importe por la potencia contratada (Término Fijo) es uno de los dos importes principales que encontraremos en nuestro recibo de la luz. Es decir, el término de potencia representa el coste fijo por disponer del servicio de suministro eléctrico, y se paga independientemente de si consumo más o menos energía, incluso si no se consume nada en todo el mes. Por tanto, se paga un coste por cada kW contratado y por cada día de suministro, y así debe venir indicado claramente en la factura, bien en €/kW/día o €/kW/mes o €/kW/año.

¿Cómo se calcula el importe por la potencia contratada?

Se calcula como la multiplicación de:

  • la potencia contratada para nuestro suministro (medido en kW)
  • el coste a aplicar por cada uno de los kilovatios contratados (medido en €/kW/día o €/kW/mes)
  • el número de días o de meses del período de facturación correspondiente.

¿Cómo se regula el coste del Término de potencia?

El coste del término fijo está regulado por el Gobierno a través del Ministerio de Industria, lo que significa que, independientemente de la Comercializadora, no deben cobrarnos por este concepto más de los €/kW/día o €/kW/mes que establece el Gobierno en cada momento para el tipo de tarifa que hayamos elegido. Eso sí, las comercializadoras pueden hacer ofertas específicas en este importe y ofrecer descuentos en el mismo.

¿En qué debo fijarme para ahorrar con la potencia contratada?

El coste por la potencia de luz contratada lo fija el Gobierno para cada tarifa, por eso es importante identificar el tipo de tarifa que se tiene contratado. La empresa Comercializadora facturará un precio distinto en concepto de potencia contratada según la tarifa seleccionada para nuestro contrato.

El consumo eléctrico

Además del coste por la potencia contratada (o Término Fijo) el otro importe principal en tu recibo de la luz es el consumo eléctrico (o Término de Energía).

El importe por el Término de Energía de la factura representa el coste por el consumo eléctrico realizado durante el período de facturación. Por tanto, representa el coste real a pagar por la electricidad consumida por nuestra vivienda, que se mide en kilovatios-hora (kWh).

¿Cómo reducir el consumo eléctrico y ahorrar electricidad?

Es en el consumo eléctrico donde más podemos hacer para ahorrar en nuestra factura. Por un lado podemos adquirir hábitos que reduzcan el consumo de electricidad pero también podemos comparar los precios del kWh que las Comercializadoras ofrecen para cada una de las tarifas eléctricas. En el fondo todo se reduce a contratar el precio en €/kWh más ajustado por cada kWh consumido.

El precio de la electricidad según cuándo consumo

Si queremos ahorrar debemos fijarnos no solo en cuánto consumimos sino cuándo se produce el consumo de electricidad. Lo que diferencia una tarifa de otra se basa en éste último punto.

  • Tarifa Normal: un único precio en €/kWh para las 24 horas del día, los 365 días del año.
  • Tarifa Nocturna: con discriminación horaria: un precio más caro (precio punta) para las horas diurnas, y un precio más barato (precio valle) para las horas nocturnas.
  • Tarifa de 3 Períodos: existen 3 precios distintos, según el día y la hora de la semana, distinguiéndose entre precio punta, precio llano y precio valle, de mayor a menor importe.

Si quieres ahorrar, Rastreator te aconseja que te plantees cambiar la tarifa contratada para ajustarse más al tipo de consumo de electricidad que tienes en tu casa.

Impuestos y contadores eléctricos

Existen otros cargos que debemos considerar en el recibo eléctrico para poder calcular el importe final de la factura: el alquiler de los contadores, el impuesto eléctrico y el IVA.

Alquiler de contadores eléctricos

Por lo general, los contadores eléctricos para medir el consumo son propiedad de la empresa Distribuidora. Por estos equipos de medida se debe pagar en la factura un precio de alquiler mensual según la tarifa contratada, importe que está regulado por el Gobierno. Recuerda que aunque los contadores eléctricos sean de la empresa Distribuidora, el consumidor final paga el alquiler a la Comercializadora.

Impuesto Eléctrico

Este impuesto, fijado por el Gobierno, se aplica a la suma del importe del Término Fijo y del Término de Energía, incluyendo descuentos si los hubiera.El impuesto Eléctrico se calcula como el 4,864 % de la suma del término de energía y el término de potencia, multiplicado por 1,05113.

Impuesto sobre el Valor Añadido (IVA)

El último concepto que debemos tener en cuenta en nuestro recibo de la luz es el IVA. Se aplica el tipo del 21 % de IVA a la suma del total de la factura.

Ejemplos para calcular la factura de la luz

Para calcular la factura de la luz deberás calcular cada uno de los conceptos que se incluyen en ella:

Calcular Potencia Contratada (Término de Potencia)

Para calcular la potencia contratada hay que multiplicar la potencia contratada por el coste a aplicar por kilovatio contratado y por el periodo de facturación correspondiente.

Ejemplo para calcular potencia contratada con una tarifa Normal 2.0

Lo primero que hay que saber para calcular la potencia contratada es el tipo de tarifa y el peaje regulado para esa tarifa en la fecha que corresponda.

Por ejemplo, para una tarifa Normal 2.0 el peaje regulado en Mayo de 2013 es de 21,893065 €/kW/año. Dividiendo esta cantidad entre 365 días o 12 meses se obtiene el coste por día o mes respectivamente:

21,893065 €/kW/año : 365 días = 0.059981 €/kW/día

21,893065 €/kW/año : 12 meses = 1.824422 €/kW/mes

Si en una vivienda se tienen contratados 4,4 kW de potencia y para una factura que corresponde al consumo del 1 de Mayo al 2 de Junio (33 días), el cálculo con el coste por día sería:

Importe Término Potencia = 4,4 kW x 33 días x 0.059981 €/kW/día = 8,71 €

Calcular Consumo Eléctrico (Término de Energía)

Lo que debemos saber para calcular el consumo eléctrico de un determinado periodo es el tipo de tarifa, el precio firmado en el contrato de suministro y los kWh consumidos.

Ejemplo para calcular el Término de Energía con una tarifa Normal 2.0.

Por ejemplo, si el contrato de suministro firmado con la Comercializadora establece un precio de 0,151748 €/kWh, y del 1 de Mayo al 2 de Junio el cliente ha consumido en su vivienda 358 kWh, el importe por Término de Energía se calcula:

Importe Término Energía = 358 kWh x 0,151748 €/kWh = 54,33 €

Ejemplo para calcular el Término de Energía con una tarifa Nocturna (2.0 DHA)

En el caso que la tarifa contratada sea de Tarifa Nocturna (2.0 DHA), se tendrán dos precios: uno para las horas diurnas ( Punta) y otro para las horas nocturnas (Valle). En este caso, para calcular el Término de Energía se separa el consumo que corresponde a las horas diurnas y el que correspondende a las nocturnas. El importe total es la suma del coste durante esos dos períodos.

Supongamos que se han consumido 358 kWh en total: 223 kWh en las horas punta, y 135 kWh en las horas valle. Si el precio es de 0,179381 €/kWh para las horas diurnas (Punta), y 0,075684 €/kWh para las horas nocturnas (Valle), el cálculo se realiza de la siguiente manera:

Importe Término Energía Punta = 223 kWh x 0,179381 €/kWh = 40,00 €

Importe Término Energía Valle = 135 kWh x 0,075684 €/kWh = 10,22 €

Importe Término Energía = 40,00 € + 10,22 € = 50,22 €

Como se puede ver, en el caso de este hipotético cliente y esos precios estimados, pagaría menos en el Término de Energía con una Tarifa Nocturna con Discriminación Horaria, aunque todo depende de que haya un importante consumo durante las horas Valle, ya que el precio Punta es mayor que la tarifa Normal. En general, esta tarifa solo se recomienda cuando existe calefacción eléctrica que funciona a partir de las 22:00 horas o cuando el consumo es importante entre las 22:00 y las 12:00 horas del día siguiente. Rastreator te recomienda que calcules cómo sería tu factura de la luz con cada una de las tarifas según tus hábitos de consumo.

Calcular Alquiler de Contadores

El coste del alquiler de los medidores (si aplica en tu factura) es muy sencillo de calcular puesto que es uno de los importes regulados por el gobierno. Lo único que hay que hacer para calcular cuánto incrementa tu factura de la luz es multiplicar el coste por el periodo en cuestión.

Por ejemplo, si el coste es de 1.32 €/mes y lo queremos calcular para 1,085 meses (33 días) solo hay que multiplicar ambos:

Importe Alquiler Equipos Medida = 1,085 meses x 1,32 €/mes = 1,43 €

Calcular el Impuesto Eléctrico de la factura de la luz

El Impuesto Eléctrico se aplica a todos los conceptos incluidos en la factura de la luz salvo el alquiler de contadores, es decir, al Término de Potencia y al Término de Energía. Para calcular a cuánto asciende se multiplica 1.05113 a la suma de dichos importes y se aplica el 4.864% al resultado.

Impuesto Eléctrico = 1,05113 x (8,71 € + 54,33 €) x 4,864 % = 3,22 €

Calcular IVA de la factura de la luz

El tipo de IVA que se aplica en la factura de la luz es del 21% y se calcula sobre la suma de todos los importes.

Siguiendo con los supuestos anteriores el cálculo sería:

I.V.A. = (8,71 € + 54,33 € + 1,43 € + 3,22 €) x 21 % = 14,21 €

Calcular el importe total de la factura de la luz

Una vez que hemos realizado el cálculo de todos los elementos que nos cargan en la factura de la luz, para saber el importe total simplemente los sumamos:

Importe Total Factura = 8,71 € + 54,33 € + 1,43 € + 3,22 € + 14,21 € = 81.90 €

Ahorrar en la factura de la luz

Como podéis ver, una vez comprendida cada una de los conceptos incluidos en el recibo es mucho más sencillo averiguar si podemos ahorrar en la factura de la luz.

Por un lado podemos ahorrar modificando nuestros hábitos de consumo y estudiando qué tarifa es la que más se adecúa a ellos. Pero, por otro lado, podemos comparar las eléctricas y las ofertas que tienen en cada momento.

Rastreator te ayuda a ahorrar en la factura de la luz facilitándote la tarea de comparar distintas ofertas de eléctricidad. En solo unos minutos sabrás qué compañía eléctrica te ofrece el mejor precio. Comparando las distintas ofertas podrás elegir la más adecuada para nuestra vivienda.

No lo dejes pasar más, coge una factura de la luz y comprueba cómo ahorrar.

Luciana Blasco

Redacción Rastreator.com

AHORRA ENERGÍA AHORA