Seguros de coche para jóvenes

4 minutos
  • La búsqueda de un seguro para una persona menor de 25 años a buen precio puede resultar una tarea complicada
  • No disponer de esta póliza puede acarrearte una multa considerable además de la inmovilización del vehículo

seguro-coche-jovenes-rastreator (1)Son muchos los jóvenes que deciden sacarse el carnet de conducir recién cumplidos los 18 años. Una vez obtenido el permiso toca comprar un coche o que te dejen uno para poder disfrutar de la carretera. Sin embargo, la historia no acaba ahí, antes de hacerlo hay que contratar un seguro de Coche o bien que te incluyan en la póliza del que vas a utilizar si ya tiene uno contratado. La búsqueda de un seguro para una persona menor de 25 años a buen precio puede resultar una tarea complicada, sin embargo, se trata de un requisito legal de obligatorio cumplimiento para poder circular por el territorio español.

La obligación de contratar un seguro de Coche

Sea cual sea la edad que tengas necesitas contratar, como mínimo, el seguro obligatorio. Un deber que tienen todos los vehículos «idóneos para circular por la superficie terrestre e impulsados a motor», según el Reglamento del seguro obligatorio de Responsabilidad Civil en la circulación de vehículos a motor. No disponer de esta póliza puede acarrearte una multa considerable además de la inmovilización del vehículo, por lo que no te la juegues y contrátalo antes de ponerte al volante. El seguro de Responsabilidad Civil Obligatoria se conoce comúnmente como «seguro obligatorio» o «seguro a Terceros».

¿Qué cubre exactamente el seguro a Terceros?

El seguro obligatorio cubre únicamente los daños que un vehículo ocasione a un tercero cuando el conductor esté incluido en la póliza. Es decir, que si eres culpable de un accidente donde se hayan producido daños materiales o personales y tu seguro es únicamente el obligatorio, la aseguradora se hará responsable de los gastos derivados de los daños producidos a otros pero no los daños propios. Y esto siempre y cuando el conductor esté incluido en la póliza.

¿Están las aseguradoras obligadas a asegurarte?

Como hemos visto, debes contratar un seguro de Coche para poder circular, sin embargo, las aseguradoras no tienen ninguna obligación de asegurarte. Las compañías pueden ponerte trabas debido a que al ser menor de 25 años el riesgo que adquieren si contratas una póliza con ellos es mayor. Tu corta experiencia y edad, o bien el vehículo concreto que quieras asegurar (si compras uno con mucha cilindrada) puede ser un impedimento para que te permitan contratar una póliza. Tanto es así que mientras que algunas sí contemplan la posibilidad de que con 18 años puedas ser tomador del seguro, otras requieren una edad mínima de 21 o incluso 25 años. En el caso más extremo es posible que ninguna compañía quiera asegurarte, y dado que necesitas un seguro para circular, deberás optar por otras vías.

¿Nadie te asegura? Acude al Consorcio de Compensación de Seguros

Existe una entidad pública, denominada Consorcio de Compensación de Seguros, que se encarga de acoger a todos aquellos que no son admitidos en ninguna aseguradora privada. Ahora bien, para que el Consorcio te cubra deberás acreditar que has solicitado al menos a dos entidades que te aseguren, y que has sido rechazado por ambas. Este seguro de «emergencia» está regulado por el Artículo 5 del Reglamento del seguro Obligatorio de Responsabilidad Civil en la circulación de vehículos a motor. El Consorcio no ofrece las mismas coberturas que una aseguradora privada, puesto que solamente te brinda el seguro Obligatorio con las coberturas mínimas imprescindibles. De modo que si te roban el vehículo, se rompen las lunas, pierdes los puntos del carnet de conducir o llegaras a sufrir daños en un accidente con el auto, entre otras cosas, no se responsabilizaría.

Precios caros para jóvenes

El motivo de que las compañías encarezcan los precios del seguro de Coche para las personas jóvenes es que forman parte de un colectivo con mayor índice de siniestralidad. La prima del seguro se fija dependiendo del perfil del conductor y del coche. Por eso, si eres menor de 25 años obtendrás un precio más elevado que si fueras mayor. En esto de conducir «la experiencia es un grado», y los jóvenes, junto con los que no tienen experiencia, tienen un mayor índice de siniestralidad no sólo por la falta de práctica sino también por la imprudencia asociada a los primeros años en los que una persona se pone al volante.

Factores que encarecen el seguro de Coche

Las estadísticas indican que la poca edad y la falta de antigüedad suponen un alto riesgo de sufrir un siniestro, lo que hará que o bien te cueste más de lo normal contratar un seguro de Coche o que no te acepten en su cartera de clientes. Según un estudio de Fundación Mutua Madrileña sobre las tendencias de siniestralidad y la gravedad de las lesiones originadas en los accidentes de tráfico de los que tienen entre 18 y 25 años, cada año se producen 320.000 accidentes causados por ellos. En los últimos años el número de siniestros ocasionados por las personas de esa franja ha disminuido, aunque por ahora las aseguradoras no lo reflejan en sus precios.

Las aseguradoras siguen una premisa en la fijación de sus primas: cuanto más joven seas más probabilidad existe de que origines un accidente. A medida que aumentas de edad, los ratios de siniestralidad disminuyen debido a que tu percepción del riesgo, en general, va siendo mayor. Si adoptas conductas imprudentes y tienes un exceso de confianza minarás tu capacidad de respuesta ante las situaciones imprevistas de la circulación, pero si le demuestras a tu aseguradora que eres un buen conductor podrías obtener un mejor precio a la hora de renovarlo, aunque en la primera contratación obtengas un precio muy alto.

Cuantos más caballos más caro

¿Te encanta la velocidad y quieres sentir la potencia en tus pies? La unión de la inexperiencia y la velocidad puede jugarte una mala pasada y terminar en un siniestro, con la consecuente subida del precio de tu seguro en la próxima renovación. Además, si tu coche tiene muchos caballos, el precio de tu seguro lo notará independientemente de que seas joven o no.

Si para los primeros años optas por un vehículo común y demuestras que eres buen conductor no teniendo siniestros tu aseguradora te concederá bonificaciones que abaratarán la póliza a la vez que vas consiguiendo antigüedad. Tras unos años podrás asegurar un gran coche a tu nombre sin que se te haga un gran agujero en el bolsillo.

¿Seguro a Todo Riesgo, a Terceros…?

Si estás buscando un seguro de coche para conductores noveles o, simplemente, una póliza para una persona joven,  debes tener en cuenta que el tipo de seguro que elijas también influirá en la cuantía de la prima. Podrás elegir entre todos los tipos de seguros de coche: a Terceros, Terceros Ampliado, Todo Riesgo o Todo Riesgo con franquicia.

Para hacerlo deberás analizar qué necesidades vas a tener con tu vehículo y adaptar a ellas las coberturas:

  • Si quieres que tu seguro te cubra todos los percances que puedan surgir, el seguro a Todo Riesgo puede ser una buena opción, aunque debes tener en cuenta que estas pólizas son siempre más caras debido a que contemplan muchas más coberturas. A su mayor coste debes sumarle que a ti te van a ofrecer un precio todavía más alto debido a que eres joven.
  • Otra opción es contratar un seguro Todo Riesgo con franquicia. Este tipo de seguro te conviene si tu coche es nuevo o de mucho valor y quieres que tenga un precio más económico. No cubrirá automáticamente todos los daños que ocasiones con él, pues para los daños propios, entre otros, tendrás una franquicia.
  • Por último, un seguro a Terceros es el más económico, por lo que aun teniendo en cuenta los sobrecostes por querer un seguro de Coche para una persona joven obtendrás un buen precio. Si deseas incluir rotura de lunas, incendio o robo, entre otras coberturas, puedes optar por un seguro a Terceros Ampliado.

¿Te conviene ser segundo conductor para pagar menos por el seguro?

Algunos conductores jóvenes contratan su seguro de Coche como conductores ocasionales para que las aseguradoras valoren la antigüedad del titular, un familiar por ejemplo, y sus años de carné. Sin embargo, debes tener en cuenta que aunque en principio pueda parecer la mejor opción porque te ayuda a conseguir un precio mucho más económico a la larga puede ser la peor.

Si desde que te sacas el carné a los 18 años hasta que cumplas los 26 permaneces como conductor ocasional y no como tomador del seguro, cuando vayas a contratar uno poniéndote como titular comenzarás desde cero. Es decir, no tendrás antigüedad. Mientras que si comienzas como tomador cuando cumplas dicha edad ya tendrás 8 años de antigüedad y un mejor precio.

¿Qué pasa si no es tu propio coche?

Más del 80% de los conductores de entre 18 y 25 años registrados en las pólizas de seguros no son propietarios del vehículo que conducen habitualmente, según el estudio de Fundación Mutua Madrileña. Si vas a conducir cada día debes tener un seguro que te cubra, pero ¿qué pasa si no es tu coche y simplemente vas a conducir un par de días a la semana el de tus padres? Independientemente de que sea tuyo o de algún familiar o amigo debes estar cubierto por el seguro del coche que vas a conducir. Por ello, en este caso lo mejor es que llames a la aseguradora y comuniques que vas a ser el segundo conductor del vehículo. De este modo estarás cubierto frente a cualquier siniestro y podrás conducir tranquilo.

Obtener un seguro de Coche barato con las coberturas que necesitas siendo joven es difícil, sin embargo, si comparas puedes obtenerlo. Para encontrarlo necesitarás pedir presupuesto a todas las aseguradoras, y con Rastreator.com este proceso se vuelve más sencillo. Si comparas seguros de Coche con Rastreator podrás contrastar pólizas según su precio, condiciones y coberturas, así podrás elegir en sólo un vistazo.

¡Compártelo en redes!